26 de octubre de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Pinchazo del independentismo: el Rey recibido con aplausos en Tarragona

El Rey y Quim Torra, flanqueando a Pedro Sánchez.

El Rey y Quim Torra, flanqueando a Pedro Sánchez.

Pese a la amenazas, el presidente catalán guardó las formas e incluso aplaudió cuando concluyó el himno de España. Le ha entregado al Monarca un libro con informes de los disturbios del 1-O.

Finalmente, tras amagar con el plantón Quim Torra, la ceremonia de inauguración de los XVIII Juegos Mediterráneos en Tarragona, ha dejado la fotografía más esperada de los últimos meses: la del Rey Felipe VI junto al presidente de la Generalitat, además del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez.

Es la primera vez que el Jefe del Estado coincide con el inquilino del Palau, tras su discurso  histórico del 3 de octubre, que activó después la aplicación del artículo 155. Y como era esperar, los independentistas aprovecharon la ocasión para azuzar su ofensiva  contra el Monarca.

Pero fue en los aledaños de Nou Estadi. Dentro, sin embargo, el Rey fue recibido con aplausos e incluso se coreó el himno de España cuando sonó por megafonía.  E incluso Torra guardó las formas y aplaudió cuando concluyó la Marcha Real. Y eso que horas antes, había anunciado su intención de hablar con Felipe VI de los sucesos del 1-O. También se escucharon algunos abucheos.

Felipe VI se sentó en el centro; a su izquierda, por este orden, el presidente Pedro Sánchez y Quim Torra; a su derecha, por este orden, el presidente del Comité Organizador de los Juegos, Amar Addadi, y el alcalde Josep Fèlix Ballesteros.

Entre el resto de personalidades asistieron los consellers de la Generalitat Ernest Maragall (Acción Exterior) y Elsa Artadi (Presidencia); la líder de Cs en Cataluña, Inés Arrimadas, y el primer secretario del PSC, Miquel Iceta.

Tres horas antes del inicio de la inauguración de los Juegos se produjeron concentraciones contra el Rey, organizadas por los CDR. Pero también otras a favor del Monarca. Ambas fueron separadas unos 100 metros y acordonadas por los Mossos d'Esquadra: la de Vox junto al pasillo de entrada del Nou Estadi -donde se abrió la competición- y la de los CDR, más apartada, al otro lado de la carretera.

A la concentración de los CDR se sumaron cerca de 100 personas portando pancartas en contra de la Corona española, haciendo sonar cacerolas y entonando la consigna Fora, fora, fora la Corona espanyola.

 

Quim Torra, este viernes, durante su declaración institucional en la que ha anunciado la ruptura de relaciones con la Monarquía.

 

Este primer encuentro entre el Rey y el nuevo inquilino de la Generalitat se produce tras anunciar Torra la ruptura de relaciones entre su gobierno y el Palacio de La Zarzuela. De esta forma, en una declaración sin preguntas que leyó este viernes, el sucesor de Puigdemont ha anunciado que ningún representante catalán participará en actos organizados por Felipe VI, ni tampoco le invitará a los actos institucionales de la Generalitat.

En este mismo sentido, Torra renuncia a la Vicepresidencia de Honor de la Fundación Princesa de Gerona. Ya la alcaldesa de la ciudad había vetado la gala anual de entrega de los galardones que llevan el nombre de la Heredera negando la cesión del auditorio municipal.

En este clima, y con una campaña independentista en marcha contra el Rey, Pedro Sánchez recibirá a Torra en La Moncloa el próximo 9 de julio. Sobre la mesa una segunda intentona de la operación diálogo. Aunque visto lo ocurrido este viernes en Tarragona parece destinada al fracaso.

Por el momento, ningún representante institucional de Cataluña ha acudido este viernes a la toma de posesión de la nueva delegada del Gobierno, Teresa Cunillera.

Comenta esta noticia