Subvenciones de la Generalitat: polígonos ricos y polígonos pobres

Elche Parque Empresarial

Elche Parque Empresarial

El reparto de las ayudas de la Generalitat a los parques empresariales ha levantado polvoreda. El de Elche, la joya de la corona, ha quedado fuera por "errores administrativos".

El Instituto Valenciano de Competitividad Empresarial (IVACE) es el encargado de la gestión política industrial de la Generalitat Valenciana que da apoyo a todas las empresas en materia de innovación, emprendimiento, internacionalización y captación de inversiones, así como la promoción de enclaves tecnológicos, la seguridad industrial de productos e instalaciones industriales, la metrología, vehículos y empresas y el fomento del ahorro, la eficiencia energética y las fuentes de energías renovables, así como la gestión de la política energética de la Generalitat.

Sin embargo, como casi siempre suele pasar en la vida, a la hora de conceder subvenciones hay bastante desigualdades entre unos polígonos y otros, aunque es bien cierto que estas ayudas van en función de los proyectos que presentan los respectivos ayuntamientos. Y algunos, como es el caso de Elche Parque Empresarial –sin un euro de ayuda-, ha costado más de un disgusto, que se lo digan al alcalde ilicitano Carlos González.

Rafa Climent, Carlos González y Mireia Mollà.

En este caso puntual tal como adelantó EsdiarioCV , el conseller de Economía Sostenible, Rafael Climent (Compromís) denunció que la solicitud del ayuntamiento incumplía claramente los requisitos de la convocatoria de ayudas y que la puntuación obtenida ha sido inferior a la mínima fijada en los criterios de valoración marcados por el programa de ayudas. “Para que un proyecto pueda ser aprobado tendrá que tener una puntuación mínima de 30 puntos, y el Parque Empresarial sólo ha obtenido 28 de 30 exigidos. Por tal motivo se ha denegado la subvención”, matizaba el conseller. Incluso se llegó a atrever a decir "que el propio ayuntamiento se autobareme por debajo del mínimo establecido demuestra la falta de ganas de trabajar por su municipio”. El alcalde le pidió una urgente rectificación, hecho que parece haber quedado en el limbo.

Polémicas aparte, si se echa una ojeada a las subvenciones concedidas por el IVACE para el periodo 2018-2019, se comprueba que en lo que se refiere a la provincia de Alicante hay gran disparidad, aunque destacan que no reciban ni un euro tres polígonos en Crevillent (Cachapets, polígono Imperial y FAIMA), que unido a Elche Parque Empresarial hacen pleno en el Baix Vinalopó, si exceptuamos los 290.000 euros que se van para el polígono ilicitano de Carrús.  Por cierto, no hace mucho tiempo el conseller había declarado que Elche Parque Empresarial era todo un ejemplo en la Comunidad Valenciana, curioso. Tampoco hay dinero para la Escandella y El Castellar de Agost, ni para Pedreguer, Pego Pinoso o el Fondenet de Novelda, por poner otros ejemplos de menos importancia.

Es evidente que Elche Parque Empresarial "juega la champions" y que tiene menos carencias que otros enclaves empresariales con más antigüedad de la Comunidad Valenciana. Sin embargo, es sintomático -que pese a sólo haber pedido 50.000 euros, que escaso se ha quedado el Ayuntamiento-, que un "simple error" administrativo lo deje fuera. El conseller Climent ha apuntado al Ayuntamiento como el único culpable de que este emblemático centro productivo de la provincia de Alicante y de la Comunidad Valenciana no obtenga ninguna ayuda del IVACE. Ya no es la cantidad de dinero que se reclama, muy baja, es el detalle de que entre dos Administraciones gobernadas por los mismos partidos no haya la comunicación exigible en estos casos.

Frente a algunos centros industriales de la provincia que han sido "perjudicados", sale muy beneficiado el Polígono de Elda, con 317.000 y 550.000 euros para 2018-2019. También el polígono industrial de Villena con 323.398 y 541.676 euros recibe un notable empujón. Tampoco desmerece nada las ayudas destinadas para el Espartal de Xixona, 289.452 euros y los 310.000 para el Polígono del Canastell  de San Vicente, o los más de 600.000 para el Polígono de La Nucía, si bien en este caso para 2019 carece de ayudas. Todas estas partidas van en función de las necesidades de cada zona y de las peticiones formuladas por las diferentes corporaciones municipales. Ahí sí que tiene toda razón el conseller, aunque una reacción tan aireada como ha sucedido contra el alcalde de Elche  estaba fuera de lugar, máxime cuando son "socios" de gobierno..

Redondeando números, el Baix Vanalopó y L'Alacantí tendrán una ayuda total de más de 4,5 millones; mientras el Alto y Medio Vinalopó, y la Marina Alta y Baixa está por encima de las 6,4 millones. También a nivel provincial, desde el IVACE se ha dado un fuerte impulso a la modernización de polígonos de la Vega Baja, un enclave con gran dinamismo.

Camp del Turia y L'Horta

En El Camp del Turia y la Riba Roja del Turia se llevan un apreciable  pellizco varios polígonos con un total de 3.236.181 euros para 2018 repartidos entre 18 centros industriales. El Parc Industrial Ciutat de Carlet, en la Ribera Alta, se destinan más de 600.000 euros en dos años. En total, en la Ribera Alta y la Ribera Baixa la partida es de 2.674.000 euros para este año y de 2.200.396 euros para 2019.

En L’ Horta Nort, Oeste y Sud de València es donde más montante económico se destina, con un total de 5.234.650 euros para 2018 y 5.937.768 euros para 2019. Como es lógico destacan todas las subvenciones que se van a los diferente polígonos de Paterna,  entre ellos Fuente del Jarro y los 450.000 euros para Parque Empresarial Táctica en 2018 y los 349.000 euros para el ejercicio siguiente. 

Por otro lado, en cuanto a la Plana de Utiel Requena, la Canal de Navarrés, el Valle de Ayora, L’ Alcalatén, El Alto Mijares y el Alto Palancia, el montante global es de 3.255.400 euros y 2.632.964 euros para 2018-2019. Sobresale el Polígono Industrial El Rincón, en Buñol, con más de 560.000 euros. De estas zonas se quedan fuera cuatro polígonos, incluido el Polígono Industrial de San Antonio, en Ayora, y el de Cheste.

La Ribera Alta y Baixa

El Parc Industrial Ciutat de Carlet obtiene para estos dos años la nada envidiable cifra de 644.000 euros, frente a los polígonos de Almussafes, unos 200.000 euros en los dos ejercicios. También obtienen subvenciones los centros de Cullera, Tous, Alzira, Alcudia...

Por último destacar en la Plana Baixa los más de 600.000 euros que se destina a La Mezquita, en La Vall d’ Uixó; los más de 400.000 euros en Sant Joan de Moró, en La Plana Alta. También en la Plana Baixa se quedan a cero Sat la Cosa de Betxi y el polígono de Artana.

Subvenciones para la mayoría de polígonos. Y como diría el conseller Climent, para aquellos ayuntamientos que han hecho sus deberes. 

Comenta esta noticia
Update CMP