24 de noviembre de 2020 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

La descomunal explosión de Jorge Javier deja a Teresa Campos hecha unos trapos

Jorge Javier Vázquez entre decepcionado y triste con Teresa Campos y sus hijas.

Jorge Javier Vázquez entre decepcionado y triste con Teresa Campos y sus hijas.

Visiblemente afectado, el presentador de "Sálvame" intentó en un principio callar y no hablar de lo que le ha hecho la veterana presentadora pero terminó desbordado y soltando lo más grande.

Este fin de semana María Teresa Campos la lió bien gorda en el plató del Deluxe, donde amenazó e incluso amagó de irse del plató porque no quería abordar las polémicas que rodean a su familia y lo único que quería hacer era dejar claro que no se iba a reconciliar con Edmundo Arrocet. Eso y que aunque no hubiera acercamiento entre ellos, como se había dicho, tampoco iba a permitir que se dijeran "mezquindades" del humorista, como se había aprovechado de su relación.

Cuando el programa del sábado noche en Telecinco dio paso a un vídeo resumen de sus polémicas tuvo que interrumpirse la emisión porque Campos se estaba marchando de plató… Después regresó, sí, pero se negó a que se emitieran este tipo de vídeos y no se salió de los temas que ella quería tratar, lo que ha generado muchas críticas a su alrededor.

Sin embargo, Jorge Javier Vázquez no se había pronunciado... hasta este martes en Sálvame: “Prefiero no hablar y me está costando muchísimo, mucho, no lo estoy pasando nada bien y no sé hasta cuándo aguantaré sin hablar”.

El presentador prefirió guardar silencio pero quiso apuntar que habló con una persona de la cúpula para aclarar en qué términos se acordó la entrevista con la presentadora: “Le he preguntado si se pactó que no se iban a tratar estos temas y me ha dicho que nunca, por muy ahogados que estuvieran, jamás habrían podido prometer una cosa así. Bajo ningún concepto se le dijo que no tenía que enfrentarse a esos temas”.

 
Y es que Jorge Javier dejó claro que nadie que se dedique al medio puede creer que va a estar en una primera entrevista durante dos horas hablando solo de Edmundo Arrocet: “Ella puede contar la versión que quiera, lo que no puede hacer es mentir”.

“Ella sabía perfectamente a lo que venía en todo momento”, insistió visiblemente enfadado para añadir que "a mí lo que no me sirve es pretender enmascarar la realidad, si ella quiere engañar a sus hijas contándoles una versión que no se ajusta a la realidad es una cuestión de Teresa Campos, pero es mentira”.

Además, explicó que la propia Teresa negoció su contrato con el programa, con lo que no hay malentendido posible: “Que no me cuente luego Terelu que venía a una entrevista blanca y a un homenaje, porque es mentira, absolutamente mentira”. Por eso, el presentador se dirigía directamente a las hermanas: “Podéis creer a vuestra madre si os apetece o si os conviene de cara a la galería, pero lo que os diga es mentira”.

Kiko Hernández, que comió con Teresa Campos días antes, contaba que a raíz de ver la promo del espacio, en la que se escuchaba cómo Jorge Javier dejaba un mensaje de voz en el contestador de la presentadora preguntándole ya por todas polémicas, le creó “un conflicto familiar”.



Con esta última afirmación, el presentador veía ratificado lo que él piensa que ha sucedido: “Claro, porque le miente a las hijas, si tiene un conflicto con las niñas y a las niñas les oculta la verdad, no puede venir y salpicarnos a todos, porque esas cosas las tiene que arreglar ella con sus hijas, no venir aquí y dinamitar el programa”.

Pasados los minutos, y a pesar de su intención primera de no entrar al trapo, el presentador acababa por estallar y soltar lo más grande. En su opinión, Teresa Campos vino a luchar, pero perdió y lo hizo de una forma “estrepitosa”, “bochornosa” y “escandalosa”. No cree que sea bueno para él ni para su salud emocional callarse y por eso confesó que lo pasó “francamente mal”, porque entiende que un entrevistado se lo ponga difícil, pero no si esa persona es ella.

“Hay unas líneas rojas que por honestidad no puedo pasar, hay temas con los que no se puede hacer broma bajo ningún concepto”, apuntó el presentador y reveló que, tras el programa, recibió una llamada de su madre casi a las tres de la madrugada y le impresionó cómo la escuchó: “Jamás la he escuchado hablar con un tono de voz tan entrecortado, preocupado, indignado… su primera pregunta fue: ¿Estás bien? Si la llego a tener delante no sé lo que le hago… no te puedes imaginar cómo están tus hermanas”.

Jorge Javier no encuentra argumentos que le hagan creer que Teresa Campos no es mala persona y anuncia que no volverá a entrevistarla



Pero la decepción no es solo con ella, también lo es con sus hijas: “Pasé un domingo fatal, horroroso, no llamó pero eché más en falta una llamada de Terelu y de Carmen diciendo que lo sienten, pero ese silencio de las dos…”... Vamos, que le han demostrado que no han estado a la altura con él, de hecho, las palabras de Carmen en Viva la vida fueron para él como “dos bofetones” y pasó de la decepción a la tristeza.

Por todo ello, tomó una decisión: “No tengo interés en tener ningún tipo de relación ni con ella ni con sus hijas. Después de la entrevista me siento profundamente liberado porque no es la primera vez que María Teresa Campos me ha maltratado en un plató de televisión”.

“Creo que no es mala persona, pero no encuentro argumentos que me hagan creer que no lo es, es lo que más roto me tiene”, concluyó anunciando que no volverá a entrevistarla.

Comenta esta noticia
Update CMP