21 de abril de 2019 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

El despido fulminante de su colaboradora pasa factura a Corredera en Telecinco

Caos absoluto en el plató de "Sálvame". Lágrimas, tortura psicológica, paseíllos y hasta salida a hombros... Lo de la noria de emociones del programa del corazón de Mediaset es para verlo.

Carmen Borrego anunció que no podía más y que tras las constantes críticas por parte de sus compañeros después de su nueva operación estética había decidido abandonar Sálvame. Sin embargo, no quiso hacerlo por la puerta de atrás y este miércoles acudió al plató para despedirse del programa que le catapultó a la fama. 

"Yo en estos momentos no me siento preparada para realizar el trabajo. No me siento preparada", explicaba la hija de María Teresa Campos, asegurando que: "No estoy bien anímicamente por motivos personales, más que profesionales", confesándose así ante Carlota Corredera, con sus compañeros recluidos en la sala VIP. 

"Me llama la atención que ahora parece que soy un monstruo. Me puedo equivocar, y seguro que me he equivocado, pero yo me considero buena compañera", se defendía Carmen tras las constantes críticas que ha recibido.

En cuanto a su salida del programa confesaba: "Tengo un sabor agridulce. Nadie me ha obligado a tomar esta decisión. Irse de un trabajo no es fácil y las cosas no están como para eso, pero yo no quiero venir a un sitio y no hacer bien mi trabajo".

Asdemás, añadió que le gustaría volver a dirigir a pesar de lo que dicen sus compañeros: "Dirigir es muy duro, pero cuando a ti te gusta tu trabajo, lo haces. También he sido muy feliz aquí, tampoco quiero ser una victima, pero cuando las cosas no te compensan, tienes que tomar una decisión".

Eso sí, Carmen confirmó que no quiere desvincularse de Sábado Deluxe, como le han criticado sus compañeros: "Para mi es mas complicado hacer Sálvame diario, y no por los compañeros, sino para mi como profesional, que Sábado Deluxe. Que yo no me voy por mis compañeros, me voy por una decisión propia". 

Aunque todo transcurría con normalidad, cuando Carmen respondió a sus compañeros, el caos se desató en el plató. Primero Carmen se enfrentó a Mila Ximénez y después a Kiko Hernández, provocando las lágrimas de Terelu Campos, y reprochando los compañeros la actitud de la periodista. 

Tras las lágrimas de la colaboradora, Carmen decidió acabar con el show y pretendía abandonar el plató, sin embargo acababa en la sala VIP limando asperezas con sus compañeros, quienes finalmente le hicieron un paseíllo de lo más emotivo para despedirla, consiguiendo que Terelu se volviera a emocionar. 

Pero ahí no quedaba la cosa, Carmen volvía al plató para despedirse del director y del público, encontrándose de nuevo con sus compañeros. Ya con el ambiente mucho más relajado y divertido, Kiko Hernández la cogió en hombros para llevarla así hasta fuera y produciéndose una de las salidas más surrealistas del programa. 

Será porque llevaban con ello todo la semana, será casualidad, pero lo cierto es que el desenlace final de la última trama de Sálvame no terminó de explotar en Telecinco y Sálvame Naranja bajó con respecto a días anteriores y anotó la peor cifra de la semana con un 17.1% y 1.647.000 espectadores con Carlota Corredera a los mandos.

Comenta esta noticia
Update CMP