09 de abril de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

El estallido de Alba Carrillo con Belén Esteban se vuelve en contra de Telecinco

A la modelo se le está yendo de las manos su repentina fama mediática y está empezando a recorrer caminos peligrosos que pueden depararle muchos disgustos. Se avecinan curvas en Mediaset.

Alba Carrillo sigue generando polémica por los platós de Telecinco. Si el domingo pegó la espantada del Debate de Gran Hermano tras su "bronca máxima" con Ylenia Padilla este martes volvió a tener una enganchada en vivo y en directo, esta vez con Alessandro Lequio en El Programa de Ana Rosa vía telefónica. 

Tras su encontronazo con Ylenia y la posterior polémica suscitada por las palabras de su madre en redes, Carrillo explotó y entró en directo en el programa matinal: "Este verano me habéis dado mucha caña pero ahora hay cosas que no puedo explicar. No tengo miedo nada y con mi madre no hagáis circo. Yo soy madre y entiendo el dolor que puede sentir ella al escuchar ciertas cosas sobre mí. Yo estoy en este juego mediático pero ella no. Le diré que cierre su cuenta de Instagram porque se malinterpreta todo", dijo Alba, que se enfadó mucho con Alessandro Lequio por llamar primitiva a su madre. "Yo no te voy a contestar porque no voy a ser la nueva Belén Esteban. La sangre azul ya no es un salvoconducto de nada. La clase hay que tenerla y no voy a entrar", dijo Alba. 

Para qué quiso más. Mentar a la princesa del pueblo en esos términos tiene sus riesgos y puede provocar una guerra inter-platós en Telecinco por menos de nada. De hecho, poco después Sálvame recogía el guante y Carrillo reaccionaba rápido para no tener a Belén Esteban como enemiga. Uno de los principales problemas que puede tener un personaje mediático hoy en día. Así, Alba se apresuró a llamar también a Sálvame para calmar las aguas y matizar: “Dije que no quiero ser la nueva Belén Esteban en el sentido de  que no quiero ser el blanco de las críticas de Lequio y que me coja a mí ahora y me machaque como ha hecho a Belén”, explicó tras el desafortunado comentario que hizo horas antes. 

Veremos si estas matizaciones son suficientes para evitar la ira de Belén Esteban.

De momento, las sucesivas broncas no están funcionando en los audímetros como se pudiera haber esperado a priori. De hecho, en la franja matinal El Programa de Ana Rosa le dio a Telecinco un 20.3% pero es que a esas horas el Espejo Público de Susanna Griso en Antena 3 anotó un 20.7%.

En la franja de tarde, Sálvame Limón hizo un 13% y Sálvame Naranja un 18%. Buenas cifras, pero no las mejores. De hecho, aunque Antena 3 empezó con un 11.6% para Amar es para siempre, El secreto de Puente Viejo llegó a imponerse en algunos tramos de la tarde con un 18.1%. 

Comenta esta noticia
Update CMP