10 de julio de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

El "boicot" de Iglesias a Díaz Ayuso que ha destapado el jefe del Ejército

Pablo Iglesias, el jueves pasado en el pleno del Congreso.

Pablo Iglesias, el jueves pasado en el pleno del Congreso.

La Comunidad de Madrid ha solicitado en cuatro ocasiones ayuda a los militares en el poblado marginal de la Cañada Real. Pero no llega. El Jemad dice que no lo ha pedido el vicepresidente.

Esta es la historia de un "olvido". O de una negligencia. O, en el peor de los casos, de una maniobra desde el Gobierno contra la Comunidad de Madrid.

¿La razón?: el gobierno de Isabel Díaz Ayuso ha exigido hasta en cuatro ocasiones la ayuda del Ejército en el poblado marginal de la Cañada Real. Allí residen familias desfavorecidas que están desobedeciendo las reglas del confinamiento con menores campando a sus anchas en condiciones de salubridad muy deterioradas.

Sin embargo, el Jefe de Estado Mayor de la Defensa, el general Miguel Ángel Villarroya, ha asegurado este martes que no le constan peticiones para que las Fuerzas Armadas acudan a la Cañada Real, pero ha recordado que las peticiones de ayuda a sectores vulnerables deben recibirlas de la Vicepresidencia dirigida por Pablo Iglesias.

En rueda de prensa en el Palacio de la Moncloa, el general Villarroya ha reconocido que no tiene "detalle" de la petición realizada por la Comunidad de Madrid para que la Unidad Militar de Emergencias  acuda a la Cañada Real Galiana para garantizar las medidas de confinamiento durante el estado de alarma por el coronavirus.

"Las peticiones a las Fuerzas Armadas de estos temas sociales vienen a través del Ministerio de Derechos Sociales, el cual nos proporciona una serie de sitios donde tengan que intervenir", ha explicado.

El Gobierno de la Comunidad de Madrid señala, sin embargo, que ha solicitado hasta en cuatro ocasiones la ayuda de las Fuerzas Armadas para labores de desinfección en la Cañada Real, garantizar el confinamiento y regular los desplazamientos autorizados y evitar los no procedentes.

Comenta esta noticia