El PSOE quiere que el presupuesto de Fiestas se destine a la emergencia social

La situación de emergencia social que está provocando la covid 19 obliga al Ayuntamiento de Alicante a destinar todos los recursos disponibles para ayudar a la ciudadanía que peor lo está pasando durante esta pandemia. Por ello, el Grupo Socialista Municipal, encabezado por su portavoz Paco Sanguino, propone que el presupuesto de Fiestas de 2020 se destine a la población más vulnerable, que está pasando verdaderas necesidades, salvo aquellas partidas dirigidas al gremio de artistas de Les Fogueres y aquellos gastos que ya estén comprometidos.

El Grupo Socialista siempre ha tenido una máxima sensibilidad con el mundo de la Fiesta, en especial con uno de los pilares de las mismas, como son Les Fogueres de Sant Juan, pero debido a la gravedad de la pandemia hay que 'captar' todos los recursos posibles para destinarlos a la emergencia social. El edil responsable en el grupo del área de Fiestas, Manuel Marín, ha afirmado que “somos solidarios con las fiestas, pero ahora toca volcar toda nuestra solidaridad, ayuda y compromiso con la ciudadanía que está en una situación precaria”.

Por tal motivo, el PSOE lleva al Pleno del jueves una iniciativa en la que pide al Ayuntamiento -entre otras cuestiones- la actualización del censo de personas que no tienen los recursos suficientes para adquirir alimentos y productos de primera necesidad. En ella, también se propone que parte del presupuesto de 2020 en Fiestas (2.000.000 de euros aproximadamente ) se destine a combatir la emergencia local, salvo las cantidades ya comprometidas como la subvención destinada a los monumentos que irían al Gremio de Artistas de Les Fogueres. “Hay que puntualizar que este gremio lleva todo el año trabajando en los monumentos, tiene unos gastos fijos y su trabajo no lo puede complementar con otra actividad económica el resto del año, como sí pueden hacerlo otros sectores, al ser un trabajo muy específico y estacional”, matiza Marín.

En la iniciativa socialista, se reclama también la creación de una mesa de trabajo dependiente de la Concejalía de Acción Social, con los técnicos, organizaciones sociales, asociaciones vecinales etc., cuyo objetivo es la erradicación de la pobreza y de la exclusión social, con el objetivo de dar una respuesta óptima e inmediata a las necesidades de nuestros vecinos en situación de vulneralidad.

El concejal Marín ha querido recalcar que es básico que haya una coordinación entre todos los agentes implicados. “No se puede permitir la situación de descoordinación que la concejala del PP, Julia Llopis, demostró la semana pasada. Tampoco se puede permitir que reste importancia a la dramática situación en la que viven la ciudadanía de la Zona Norte y de otras zonas de Alicante, culpando a los propios colectivos que ayudan in situ, a que las personas no pasen hambre”.

Pero el PSOE, en la iniciativa que presenta al pleno, quiere también que la concejalía de Acción Social elabore un informe que permita conocer la nueva realidad sobre las personas en riesgo de exclusión social. Este informe debe ser elevado al Gobierno de España para que pueda dar respuesta a las necesidades de la población alicantina más vulnerable.

Desde el Grupo Municipal Socialista queremos dejar constancia de nuestro agradecimiento, solidaridad y reconocimiento a todas las personas que de manera anónima se han preocupado y ocupado de sus vecinos poniendo en valor, aún más si cabe, la buena vecindad que nos caracteriza. Sin embargo, “creemos que es el Ayuntamiento el que tiene la obligación de gestionar, de procurar en definitiva que toda la ciudadanía tenga las necesidades básicas cubiertas. Desde el PSOE no cejaremos en proponer y reivindicar cualquier acción dirigida a mejorar la situación de la población más vulnerable”, finaliza Marín.

Comenta esta noticia