17 de octubre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

El Rey Felipe y Letizia, destrozados por dos dramáticas muertes en la Casa Real

Los Reyes, en su proclamación. En la parte delantera los dos fallecidos.

Los Reyes, en su proclamación. En la parte delantera los dos fallecidos.

Hace meses el fallecimiento de una de las personas más cercanas a los Reyes llenaba de tristeza el Palacio. Este martes otra muerte los ha desencajado, era el hombre más querido por ellos.

Si una imagen ha quedado grabada para el imaginario popular del Reinado de Felipe VI ha sido la del día de su proclamación como Rey y su paseo en el Rolls Royce Phanton IV descapotado en el que le acompañaba la Reina Letizia en su recorrido por las calles de Madrid, aquel 19 de junio de 2014, desde Las Cortes hasta el Palacio Real.

La seguridad no le aconsejaba este paseo, por motivos de seguridad, pero el Rey había dicho la última palabra: iría en ese Rolls a la vista de todos. Sólo dos personas acompañaban en ese flamante coche, propiedad de Patrimonio Nacional, a los Reyes.

Conduciendo el coche ese día iba José Ignacio Gómez Valbuena, chófer de Zarzuela durante 40 años, y junto a él, haciendo las labores de copiloto estaba el Coronel de la Guardia Civil José María Corona Barriuso, jefe de Seguridad de la Casa del Rey.

Pero la tragedia se ha cernido sobre esa foto en el último año. El conductor de la Casa Real fallecía a finales del año 2016, después de que un cáncer acabara con su vida en pocos meses. Una muerte que no sólo dejaba muy afectados a los actuales Reyes, sino que también a Don Juan Carlos y a Doña Sofía.

Tras este gran golpe emocional, nada hacía presagiar lo que iba a ocurrir meses después. Pepe, cariñosamente se dirigían a él Felipe y Letizia comenzaba a padecer algunos problemas de salud. Fue diagnosticado de un cáncer que en pocos días iba a terminar con su vida. El jefe de Seguridad de la Casa del Rey fallecía este martes en Madrid, con 64 años, a tan sólo dos días del desfile de la Hispanidad.

Un hecho que hizo, unido a la tensión en Cataluña, que la trágica muerte pasase casi desapercibida para los medios aunque sí, según pudo comprobar ESdiario, se hizo eco TVE durante la retransmisión del desfile del día de la Hispanidad.

Según han confirmado fuentes de Zarzuela a ESdiario, tanto Don Felipe como Doña Letizia quedaron "absolutamente desolados". Se trataba de una persona muy querida por el matrimonio Real. El Coronel, Pepe, era un amigo personal de ambos. Es más, cuentan que fue la persona que más mimó a Letizia en su complicada llegada a la Casa y Familia Real. "Era una persona clave, importantísima para los Reyes y su muerte les ha llenado de desolación", explica a este diario una fuente cercana a Zarzuela.

Y rotos de dolor Felipe y Letizia acudieron al tanatorio de La Paz, en Alcobendas, para darle el último adiós a su jefe de Seguridad y acompañar a la familia, sobre todo a su mujer, Clara y a sus dos hijos, Clara y José. Letizia no aparecía en público desde hacia varias semanas, en un gesto responsable por los acontecimientos de Cataluña, que han congelado la agenda de toda la Familia Real. Los hechos ocurridos en Cataluña han paralizado la agenda de toda la Familia Real. 

Comenta esta noticia
Update CMP