26 de noviembre de 2020 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

La dirección de Sálvame acaba con la paciencia de Belén Esteban, harta de ellos

Belén Esteban.

Belén Esteban.

La princesa del pueblo sabe donde trabaja y sabe que a veces es necesario hacer determinadas cosas, pero eso no quita para que deje claro que hay límites y límites. La amenaza está ahí.

A lo mejor el Quiero Dinero que ha inaugurado Chelo García Cortés en Sálvame no está teniendo las audiencias esperadas o al menos no las suficientes como para que el Tomate pueda con el Pasapalabra de Roberto Leal en Antena 3. Pero si algo está logrando es enfrentamientos, cabreos y tramas "a gogó".

Vamos, que los retos imposibles a los que lleva días enfrentándose Chelo para conseguir el ansiado dinero han salpicado ya varios de sus compañeros y una de las últimas fue este lunes Belén Esteban a raíz de una pregunta que le hicieron a García Cortés y por la que recibía 1.000 euros por contestar. 

La pregunta, desde luego, no tenía desperdicio: "¿Crees que Belén es poco trabajadora y muy quejica?". Según Chelo, "la conozco desde hace 30 años y toda su vida ha estado trabajando. Y quejica, todos somos quejicas, yo también me quejo", contestó.

Respuesta que no logró calmar a la princesa del pueblo, que dirigió su enfado directamente hacia los responsables del programa: "Lo de Chelo lo entiendo, lo que me parece vergonzoso es quien hace estas preguntas. Pero bueno, sé donde estoy y necesitan contenido", soltó con no poca doble intención crítica para añadir que "me parece una pregunta que no entiendo, ¿a qué viene? Me duele quien hace esas preguntas".

Aunque se negó a entrar "al juego de contestar" sí quiso dejar claro que "me ha sentado mal la pregunta y tengo mis razones. Para muchos será una tontería, para mí no".

 

 

Comenta esta noticia
Update CMP