22 de septiembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Pastor se enfada y llama a una diputada de Podemos a su despacho para advertirle

Ana Pastor, recibiendo este jueves en el Congreso a Pedro Sánchez para preparar el calendario legislativo del nuevo Gobierno.

Ana Pastor, recibiendo este jueves en el Congreso a Pedro Sánchez para preparar el calendario legislativo del nuevo Gobierno.

El control de la Cámara por la izquierda y el independentismo y la dura oposición que prepara el PP preocupa y mucho a la presidenta del Congreso. Y prepara medidas drásticas.

Reconocen a ESdiario fuentes parlamentarias que desde el cambio de Gobierno la presidenta del Congreso, Ana Pastor, está más que preocupada por el enrarecimiento del clima político en el Congreso de los Diputados. Todo, con un PSOE extremadamente debilitado en el Ejecutivo con solo 84 diputados, con Podemos y los independentistas más que crecidos y el PP tratando de frenar la voladura del legado de Mariano Rajoy.

Esta misma semana, en los dos plenos extraordinarios para la renovación de la cúpula de RTVE se han podido visualizar los ánimos de bronca, en especial en la bancada de Podemos, protagonizados por la portavoz adjunta de los morados, Noelia Vera, que llegó a acusar a Pastor y el resto de la Mesa del Congreso de "imparcial".

Una acusación que ha indignado tanto a Ana Pastor que no solo ha reprendido a Vera sino que a llamarla a su despacho para amonestarla. Esta dispuesta la presidenta a no dejar pasar ni una.

Y, además, en apenas 48 horas, el vicepresidente de la Cámara, Ignacio Prendes, se ha visto obligado a llamar al orden al siempre agrio Rafa Mayoral; y los diputados de ERC y PP, Joan Tardá y Ramón Moreno, cruzaron duras intervenciones con acusaciones de "golpistas".

En el entorno de Pastor preocupa la ausencia que se prevé de Pablo Iglesias e Irene Montero, tras el parto de los mellizos, ya que ambos -se reconoce en la Cámara- han asumido el papel de contención de sus diputados.

La gran bronca en el Congreso este pasado miércoles.

 

Y es que se espera un otoño más que caliente. Este mismo jueves, Pastor recibió en su despacho al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, para analizar el calendario legislativo del próximo periodo de sesiones, en octubre.

Y ahí, el PSOE y sus socios van a comenzar la voladura del legado de Rajoy. Y como se prevé que la bronca se instale en el hemiciclo, Pastor quiere cortar de raíz cualquier amago prematuro.

Comenta esta noticia
Update CMP