16 de octubre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

El gesto histórico de Cospedal con la Policía Nacional en el desfile del 12-O

Ciudadanos homenajean a los agentes de la Policía Nacional, este domingo en la manifestación de Societat Civil Catalana.

Ciudadanos homenajean a los agentes de la Policía Nacional, este domingo en la manifestación de Societat Civil Catalana.

Desde el intento de los independentistas de humillar a los miembros de las Fuerzas de Seguridad del Estado los españoles se han echado a la calle en apoyo de sus policías.

El brutal acoso a los policías y sus familias en Cataluña y las imágenes incalificables de su expulsión de varios hoteles catalanes tras la presión a los hosteleros de los alcaldes independentistas han tenido en los últimos días un efecto bumerán: una imparable oleada de apoyo y cariño a los agentes de la Guardia Civil y de la Policía Nacional desplegados para evitar el referéndum ilegal del 1 de Octubre.

Una actitud de respeto y admiración que tuvo este domingo su última demostración durante la multitudinaria manifestación convocada por Societat Civil Catalana. En esa marcha que acabó en la Plaza Urquinaona de Barcelona, cientos de ciudadanos anónimos se acercaron a los agentes del CNP para abrazarles y besarles. Unos gestos que la propia Policía ha agradecido a través de su cuenta oficial de Twitter con un expresivo Gracias...Gracias... Gracias...Gracias...Gracias...

Sin embargo, esta no va a ser la última oportunidad en que los españoles puedan expresar su apoyo a los miembros de la Policía. En una iniciativa sin precedentes, la ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal, ha decidido incorporar por primera vez unidades de este cuerpo policial en el desfile central del 12-O, día de la Fiesta Nacional.

Serán una treintena de agentes y siete vehículos de la Policía los que se sumen a la parada militar, en la que participarán también los tres ejércitos y la Guardia Civil.

María Dolores de Cospedal y Juan Ignacio Zoido, este domingo en Toledo, en los actos conmemorativos de la patrona de la Guardia Civil.

 

El desfile del 12-O -que este año se conmemora bajo el lema Orgullosos de ser españoles-cambia de ubicación este año para tener un recorrido más largo y contar con más espacio para el público, facilitando así la cercanía a los 3.900 militares que saldrán a las calles de Madrid acompañados, por primera vez, por la citada representación de la Policía Nacional. Quienes no podrán estar presentes pese a que estaba previsto serán los miembros del Grupo de Acción Rápida de la Guardia Civil, desplegado en Cataluña.

El desfile estará presidido una edición más por los Reyes y tendrá lugar en medio de la grave crisis constitucional catalana. Será el primer acto público de Felipe VI después de que el pasado martes pronunciara de forma extraordinaria un mensaje para defender el orden constitucional ante quienes "quieren quebrar la unidad de España".

Felipe VI presidirá el desfile y el brindis posterior en el Palacio Real como único acto en medio de una agenda sin convocatorias desde el pasado 1 de octubre. Se trata además de una ocasión en la que tradicionalmente no hay palabras del monarca.

Para el desfile, la tribuna de autoridades estará ubicada en la plaza de Lima y la parada tendrá lugar entre Plaza de Castilla y la plaza de San Juan de la Cruz, un recorrido de un total de 1.800 metros. Como es habitual, habrá desfile aéreo y terrestre, izado de bandera y homenaje a los caídos, que en esta ocasión recordará de forma especial a las víctimas de los atentados de Barcelona y Cambrils y al español Ignacio Echeverría, asesinado en Londres cuando se enfrentó a los terroristas.

En su representación participarán en el homenaje los embajadores de los países de procedencia de los fallecidos en los atentados de agosto, familiares de Echeverría y representantes de las asociaciones de víctimas.

En el desfile terrestre participarán un total de 84 vehículos, siete de ellos de la Policía Nacional. Es la primera vez que miembros de la Policía participan en el 12 de octubre, aunque Defensa desliga esta decisión de la actual crisis catalana y asegura que desde hace meses se trabajaba con la voluntad de que cuerpos civiles desfilaran junto a los militares. En total saldrán a la calle siete vehículos del Cuerpo Nacional de Policía con alrededor una treintena de efectivos.

En cuanto a la Guardia Civil, su presencia es habitual en los desfiles militares y en esta ocasión estará representada por tres compañías de alumnos, miembros de la gendarmería francesa que se encuentra de intercambio en España y una unidad motorizada. El GAR es el que ha tenido que anular su presencia debido al despliegue en Cataluña.

Comenta esta noticia
Update CMP