Hosbec critica al Gobierno por su “lectura complaciente” de la pandemia

Apertura de la temporada estival en Benidorm

Apertura de la temporada estival en Benidorm

Hosbec cree que todavía quedan “muchos meses de dificultades” y que una visión triunfalista puede costar muy cara a un sector que da por bueno alcanzar el 50% de ocupación este verano

“Todavía quedan muchos meses de dificultades”. Así de contundente se ha mostrado el presidente de la patronal hotelera Hosbec, Toni Mayor, a la hora de analizar la actual situación del sector y los efectos que la pandemia está causando en él. De hecho, Mayor ha alertado acerca de una hipotética visión triunfalista sobre la Covid-19 y ha advertido que todavía quedan mucho para llegar a la normalidad de años anteriores.

El presidente de los hoteleros de la Comunidad Valenciana, ha hecho esta valoración en un acto simbólico de apertura de la temporada estival en Benidorm, coincidiendo con la apertura de algunos establecimientos en la localidad. Una cita con medios de comunicación en la que se ha ofrecido también una visión sobre las previsiones de la temporada actual.

En el acto, Toni Mayor se ha referido a la “lectura complaciente y precipitada” que el Gobierno está haciendo de la actual situación porque ello, a su juicio, puede “costar muy caro”. El hotelero ha aprovechado para resaltar el “incuestionable” esfuerzo y actitud de los empresarios del sector y ha señalado que las aperturas de establecimientos se irán produciendo “al ritmo de la demanda”. En ese sentido, ha cifrado la apertura de hoteles de sol y playa en la Comunidad en torno a un 85 o 90%.

De cualquier forma, Mayor considera que la temporada “tiene riesgos” y que el sector “debe tener cuidado”. Ha vaticinado que la masa turística de Europa (agencias, mayoristas, compañías aéreas…) habrá desaparecido en un 25 o 30% el año que viene y por eso ha insistido que el Gobierno debe mantenerse alejado de triunfalismos que podrían llevar a recaídas.

Como ya había afirmado en otras ocasiones, Mayor ha recalcado que el mercado nacional será “el gran protagonista” este verano y que Benidorm, debido a la importancia del mercado internacional, “se resentirá un poco”. Sin embargo, no se descarta que parte de la demanda de cruceristas –diez millones en total- pueda desviarse hacia destinos como la Costa Blanca o Benidorm debido a ese tipo de turismo está paralizado.

El sector, no obstante, considerará “un éxito” alcanzar cifras cercanas al 50% de ocupación, pendientes todavía de lo que pueda ocurrir con el mercado británico.

Mayor ha vuelto a expresar su opinión sobre la figura de los ERTES en el turismo para hacer hincapié en la necesidad de que se prolonguen hasta donde sea necesario. En este punto, la secretaria general de la asociación hotelera, Nuria Montes, ha puntualizado que en el caso de Benidorm ha habido 5.000 empleados en expedientes de regulación temporal, de los que el 70% de ellos ya están fuera del mismo “pese a que la ocupación no alcanza ni el 50%”.

En cuanto al mercado británico, los hoteleros valoran de forma positiva que el aeropuerto de Alicante-Elche ya cuente con 30 vuelos diarios con el Reino Unido, aunque “lo normal otros años es que hubiera 60 a estas alturas”.

Montes también ha reconocido que una de las preocupaciones del sector es la aparición de rebrotes de la enfermedad, pero ha subrayado que los hoteles aplican métodos y protocolos “muy seguros y con gran capacidad de reacción”. “Mentiría si dijera que no nos preocupa, y muchísimo, porque están teniendo consecuencias en otros lugares” ha dicho. En ese punto, Toni Mayor ha indicado que los brotes actuales están siendo “mucho más suaves” y ha destacado que la administración “tiene recursos para controlarlos y bloquearlos”.

De vuelta al mercado nacional, el presidente de Hosbec ha anticipado que la patronal hará un análisis de esta demanda por si hubiera que hacer cambios en las estrategias de futuro “ya que este mercado es el que salvará el verano”.

Comenta esta noticia