11 de diciembre de 2017 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

A Cantona le pierde la boca y le salen muy caros sus graves insultos a Deschamps

No sería la primera vez que el siempre polémico exinternacional francés se mete en un buen lío provocado por su legendaria incontinencia verbal. Esta vez sobrepasó las líneas rojas.

Fiel a su trayectoria polémica, el exfutbolista francés Éric Cantona se ha vuelto a meter en un buen lío por su incontinencia verbal.

De hecho, ha sido imputado por difamación después de haber acusado presuntamente de racista al seleccionador galo, Didier Deschamps, por no convocar al madridista Karim Benzema, según informa este miércoles la prensa francesa. 

El abogado de Deschamps, Carlo Alberto Brusa, confirmó a la radio RMC la denuncia del seleccionador francés por difamación.

Cabe recordar que Cantona aseguró en una entrevista al diario británico The Guardian en mayo de 2016 que el hecho de que Deschamps no convocara para la Eurocopa de Francia a Benzema y a Hatem Ben Arfa, ambos de origen magrebí, respondía a motivaciones racistas y no deportivas.

"Deschamps tiene un apellido muy francés. Puede que sea el único en Francia que tiene un apellido auténticamente francés. Nadie de su familia se ha mezclado con nadie. Como los mormones en Estados Unidos", ironizó entonces el polémico exinternacional.

Cantona agregó además que "lo que está claro es que Benzema y Ben Arfa son los dos mejores jugadores franceses y que no estarán en la Eurocopa. Y está claro que Benzema y Ben Arfa tienen orígenes norteafricanos. Por tanto, el debate está abierto".

Esas declaraciones, en la misma línea que las hechas por Benzema, que aseguró que Deschamps había cedido a "la presión de una parte racista de Francia", provocaron el enfado del seleccionador, que en diciembre pasado anunció que acudiría a la justicia con la intención de "llegar hasta el final".

El letrado del seleccionador aseguró que han elegido la vía penal para sancionar las palabras de Cantona porque fueron pronunciadas en un contexto difícil para el técnico, cuando en el país había un debate sobre su decisión de no convocar a Benzema.

Deschamps dejó de contar con el delantero francés del Real Madrid desde octubre de 2015, tras su imputación por presunta complicidad de chantaje con un vídeo de contenido sexual a su compañero de selección Mathieu Valbuena

Vídeos relacionados
Comenta esta noticia