18 de noviembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

El dosier para desenmascarar a Puigdemont y Rovira saca de quicio a Torra

Puigdemont y Rovira, en una de sus cumbres en "el exilio".

Puigdemont y Rovira, en una de sus cumbres en "el exilio".

El informe de 70 páginas de Exteriores para desacreditar los bulos del procés ha aterrorizado tanto a la Generalitat que lo lleva in extremis a los tribunales.

Tanto pánico ha desatado el dosier de 70 páginas con el que el Ministerio de Asuntos Exteriores trata de desenmascar la catarata de bulos que los líderes independentistas fugados tratan de extender por toda Europa, que el pataleo inicial de la Generalitat se ha convertido en una insólita iniciativa en los juzgados.

Todo, ya que el documento del Gobierno puede servirle a Josep Borrell en su nuevo cargo de ministro de Exteriores de la Unión Europea para dar la puntilla definitiva al lobby que han tejido en este último año Carles Puigdemont, Marta Rovira y Anna Gabriel.

La consejera de Presidencia y portavoz de la Generalitat, Meritxell Budó, ha anunciado este martes que el ejecutivo de Quim Torra ha acordado "emprender acciones legales" contra el informe sobre el proceso independentista elaborado por la Secretaria de Estado de la España Global, que pende del Ministerio de Asuntos Exteriores.

En la rueda de prensa tras el Consell Executiu, la consellera ha recordado que, pese a que el informe iba destinado a representantes diplomáticos de la Administración central, "es conocido que ha sido objeto de difusión entre periodistas, corresponsales y otros interlocutores internacionales".

El Govern considera que con el informe "se está perjudicando la imagen de Cataluña, especialmente en el Exterior" y critica que con el documento se vulnere la presunción de inocencia de los encausados en el juicio del Tribunal Supremo por el impulso del 1-O.

Torra dio instrucciones el 15 de agosto a los servicios jurídicos de la Generalitat para que se tomaran medidas legales contra el informe, y ahora el Ejecutivo catalán ha autorizado interponer un requerimiento previo a la vía contenciosa contra la comunicación pública del informe, y poner en conocimiento de la Fiscalía los hechos "por si pueden ser constitutivos de alguna infracción penal".

"El requerimiento previo se está redactando y cuando lo tengamos lo facilitaremos. Va en la línea de demandar y pedir explicaciones a todo lo que afecta a la imagen y a la proyección de Cataluña", ha concretado Budó.

El texto, de 72 páginas, recoge una cronología del proceso independentista desde la Diada del 11 de septiembre de 2012 e incluye los delitos por los que los impulsores del 1-O están siendo juzgados, se explica el proceso penal y se defienden "la independencia y garantías del sistema judicial".

Comenta esta noticia
Update CMP