17 de enero de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

El "drama" de Guardiola: sin títulos, sin su esposa cerca y superado

La cara 'amable' de Tsunami Democrático no está pasando por sus mejores momentos como entrenador. La vida sonríe, en cambio, a su cartera, bien repleta por un jeque de Emiratos.

El pasado mes de octubre, poco después de conocerse la sentencia del Tribunal Supremo por el golpe de Estado en Cataluña del 1-O, asomó su patita Tsunami Democrático, una entidad anónima, pero con miles de fieles, que no ha dejado de alentar una respuesta violenta al fallo de la Justicia y el reinado del Estado de derecho en la comunidad autónoma catalana.

Pese a ser una estructura de estructura anónima, Tsunami Democrático si tiene una cara amable: la del entrenador del Manchester City, Pep Guardiola, que no ha dejado de sumarse a cualquier perfomance antidemocrática a favor de la independencia en los últimos años. El ex técnico del Barça puso su rostro a un vídeo en el que alienta la respuesta visceral de los indepes.

Este gesto de Guardiola, tan criticado por muchos en el mundo del deporte, ha vuelto a poner sobre la mesa el rumor de que el entrenador podría ser candidato a la Generalitat en unas próximas elecciones. Sin embargo, ésta no parece ser, a día de hoy, una preocupación para él. Hay otras cosas que le inquietan mucho más.

Entre ellas, la sequía de títulos del Mánchester que dirige y que ya está cansando a dueño del equipo, que ha hecho multimillonario a Guardiola: Mansour bin Zayed Al-Nahyan quiere una Champions League.

Por cierto que, mientras critica a España como si fuera un estado antidemocrático, Guardiola no tiene problema en recibir su abultadísima nómina por parte de uno de los líderes de uno de los países más denunciados por su violación de los Derechos Humanos: Emiratos Árabes Unidos. Guardiola parece sufrir, al igual que el simpar Xavi en Qatar, una especie de síndrome de Estocolmo bien regado de millones.

Volviendo al fútbol, y tal y como recuerda este domingo el suplemento de El Mundo LOC, "Guardiola no ha vuelto a ver una Champions desde el 3-0 al Manchester United en Wembley -tampoco una final-, y la cosa ya va para una década". Lo cual pone en cuestión su continuidad al frente del equipo, donde goza de grandes defensores, sin embargo.

El reportaje de LOC señala que Guardiola no tiene prisa por abandonar el Mánchester. Y si así fuera, tendría, a la espera de un nuevo destino -deportivo, o político, quién sabe-, un descanso dorado. Guardiola cuenta con un inmenso patrimonio inmobiliario, en el mismo Mánchester y en otras ciudades, como Múnich. También invierte en restaurantes de lujo.

Otro aspecto que puede lamentar Guardiola en este momento es estar separado de su mujer. Simplemente por cuestiones profesionales. "Cristina Serra también factura lo suficiente como directora de la pequeña cadena de tiendas de moda Serra Claret, y la atención al negocio ha sido la razón primera por la que desde esta temporada ya no vive con Pep en Mánchester y ha regresado a Barcelona", apunta LOC.

 

Comenta esta noticia
Update CMP