19 de mayo de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Así mangoneaban Delgado y Garzón en la AN: "Este es un facha de la hostia"

La ministra de Justicia, Dolores Delgado, este martes en un desayuno informativo.

La ministra de Justicia, Dolores Delgado, este martes en un desayuno informativo.

La ministra, abandonada por el PSOE, dice ahora que su "maricón" no se refería a Marlaska y que no piensa dimitir. Indignación entre los socialistas por sus comentarios homófobos.

"Aquí muchos sabíamos de las maniobras de Baltasar y 'Lola'". En un amplio sector de la Audiencia Nacional no ha sorprendido, aunque reinan altas dosis de indignación, las grabaciones publicadas en las últimas horas que destapan los "conchabeos" -palabras de un exfiscal Anticorrupción reconvertido en letrado en declaraciones a ESdiario- entre el exjuez Baltasar Garzón, la todavía ministra de Justicia, Dolores Delgado, y el excomisario, José Villarejo.

Maniobras "subterráneas" contra jueces, fiscales y mandos policiales de la Audiencia no afines a la "pareja" Garzón-Delgado o, simplemente que se negaban a participar de su actividad, en muchas ocasiones más política que estrictamente jurídica, según las fuentes consultadas. Uno de los magistrados que siempre permaneció al margen fue Fernando Grande-Marlaska, a quien según la última entrega de los audios grabados por Villarejo, Delgado llamó "maricón". Con todas las letras.  

Delgado, que este lunes conversó telefónicamente con Pedro Sánchez y recibió, según La Moncloa, su "apoyo" para seguir, ha optado este martes por negar la mayor y asegurar que no se refería a su compañero de gabinete en esas descalificaciones homófobas. "Es mi amigo desde 2004", ha explicado, para enfatizar que no se refería a él. Con Marlaska ha conversado además en las últimas horas para tratar de aclarar este nuevo incendio, ha dicho.

"En 25 años, he coincidido con Villarejo tres veces. Villarejo, todos le conocen y con toda la presunción de inocencia, está en prisión y ya está", ha explicado, para negar que vaya a dimitir. "Yo con el Villarejo este, letrado, jamás he tenido relación y con el Villarejo policía, sólo tres encuentros. Es un ataque institucional, querer a través de mí hacer un juego político", ha apostillado.

Sin embargo, la mayoría de los dirigentes del PSOE comparten indignación y la sensación de que la situación de Delgado es insostenible. Más tras el lenguaje soez y homófobo que casa mal, dicen en Ferraz, con la apuesta "feminista, igualitaria e inclusiva" del Gobierno de Sánchez.

Y se recuerdan, por ejemplo, las criticas brutales que está recibiendo el periodista Arcadi Espada por unos comentarios similares sobre el diputado de ERC, Gabriel Rufián.

Las "maniobras" de 'Balta' y 'Lola'

Pero al margen del ya viral "maricón", la nueva entrega de las grabaciones revelan además como Garzón y Delgado maniobraban a su antojo en la Audiencia Nacional, intentando poner y quitar funcionarios según sus apetencias. Incluso mandos policiales.

Así, en medio de la comida con Villarejo y los otros dos jefes policiales, Delgado y Garzón aprovecharon para presionar a Miguel Ángel Fernández Chico, Director Operativo -el número dos- de la Policía, para que fulminara al comisario y un agente de la Audiencia.

Se trata del comisario Mata y del policía Feijóo, que no eran de la cuerda de Baltasar Garzón y la entonces fiscal: ambos no dudaron en difamarlos ante la incredulidad de los comisarios que compartían mesa con ellos.

Garzón: Feijóo es de extrema derecha, es un facha de la hostia, es un borracho impenitente.

-Fdez. Chico: Eso no es verdad. Eso no es verdad, Baltasar. Si eso se lo preguntas a Marlaska, te dirá que es el mejor del mundo. 

Garzón: Tenéis que quitar de allí a esas dos personas, pronto. Que el comisario me mande a alguien nuevo.

Delgado: No es normal esto.

Garzón: Que dinamite a todo el que esté allí. Si es que es una pena. (…) Es que no hacen nada. Mira, o quitas la puta unidad de Policía de la Audiencia Nacional.

- Delgado: También es eso...

-Garzón: No puede haber gente de Policía en la Audiencia Nacional que está en su coche con el Cara al Sol fuerte en la puerta de la Audiencia.

Villarejo: Eso no es serio.

Garzón: Yo creo que eso no es de recibo.

Fernández Chico: No es recibo eso, ni que haya uno que lleva la Internacional.

Garzón: No, pero lo de la Internacional a mí no me consta. Cuando me lo demuestres y me digas qué es… Este oído, que se lo van a comer los gusanos, lo han oído. Y este Feijóo, es un tipo que es un cero a la izquierda.

Delgado: No hace nada.

Comenta esta noticia
Update CMP