14 de octubre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

¿Por qué ha decidido Javier Cárdenas regalar su residencia rodeada de viñedos?

Quedan escasos días para comprar el boleto que puede cambiar la vida de Miguel Ángel Orquín y Mara, la familia que cambió la vida del presentador y locutor de la noche a la mañana.

Quedan pocos días para participar en el sorteo que Javier Cárdenas ha puesto en marcha para ayudar a la familia que le robó el corazón hace unos meses. El locutor y presentador conoció la historia de Miguel Ángel Orquín González y su hija Mara a través de un reportaje en Espejo Público y ya no pudo desentenderse.

“Me puse en contacto con ellos porque la historia me pareció fascinante. Un hombre sin estudios superiores que se queda en el paro con 36 años y le pide a su mujer que le apoye para estudiar Medicina con el fin de investigar la enfermedad rara de su hija. Lo entrevisté y me llegó tan adentro la historia que empecé a pensar que tenía que ayudarle de alguna forma, ya no solo por él, sino para que con su investigación pudiera ayudar al resto de gente con Idic15 como su hija Mara".

Ni corto ni perezoso, Cárdenas decidió donar su segunda residencia para que Miguel Ángel (que a sus 43 años terminó el pasado la carrera de Medicina tras seis de estudio y esfuerzo) consiga los 123.000 euros que necesita para financiar la investigación sobre la enfermedad de su hija.

El proceso no ha sido fácil al tratarse de un sorteo. En el camino quedan decenas de visitas a un montón de abogados que le advertían al locutor del “tinglado” en el que se estaba metiendo. “Ha sido todo muy complicado porque en el momento en que pasa al Estado, todo se burocratiza y tienes que pagar un montón de cosas. Pero si lo haces, lo haces bien. No puedes pringar al padre, y la verdad que en esto se ha involucrado mucha gente. Nunca he pagado un dinero más a gusto ni lo haré”, asegura Cárdenas, que lo tiene claro: "El regalo ha sido mutuo; yo a la familia por donarles el piso para el sorteo; y ellos a mí por lo que me están dando a nivel de energía y de ilusión". 

A escasos días del sorteo que coincide con el 22 de diciembre, Cárdenas anima a todo el mundo a colaborar y comprar un boleto por 10 euros en Unacasaunavida.es, ya no por llevarse la casa, sino por la vida que van a regalar: "Por 10 euros una persona se puede llevar un piso con una plaza de parking, rodeado de viñedos y muy bonito… Pero lo mejor de esta historia es la vida que van a dar a Mara y a mucha gente como esta niña. Es una forma de regalar una vida, de pensar que le puede pasar a uno. Merece la pena volcarse porque el caso de esta familia es un ejemplo de superación increíble". 

 

 

Comenta esta noticia
Update CMP