26 de marzo de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

El PSOE acusa falsamente a Rajoy de darse al whisky cuando viajaba en el Falcon

La diputada del PSOE Sofía Hernanz.

La diputada del PSOE Sofía Hernanz.

A los socialistas no les ha sentado bien que el subdirector general de Transparencia y Buen Gobierno vaya a tener que comparecer para explicar de una vez los viajes de Pedro Sánchez.

A Pedro Sánchez se le acaba la excusa del "secreto oficial" para justificar el oscurantismo que rodea todos sus viajes en Falcon. 

La oposición ha logrado forzar la comparecencia del subdirector general de Transparencia y Buen Gobierno, Javier Amorós, en una próxima sesión extraordinaria de la Comisión de Política Territorial y Función Pública. Con el apoyo del PP y Cs y la abstención de ERC

Tan mal se lo han tomado los socialistas que este lunes, en la Diputación Permanente, la diputada del PSOE Sofía Hernanz ha acusado a Mariano Rajoy de aprovechar los viajes oficiales para darse a la bebida. 

Durante su intervención, Hernanz ha afirmado: "El presidente Sánchez se desplaza de la misma forma y con los mismos medios que han utilizado todos los presidentes de este país, exactamente igual que hacía el expresidente Aznar y el expresidente Rajoy. Por cierto, con la única diferencia que este último lo hacía con avituallamiento extra de vino y whisky y eso ya no se explica ni por razones de logística ni de seguridad".

 

La socialista no ha aportado ninguna prueba. Su acusación, según ha podido saber ESdiario después, se basa en una vieja información que publicó Interviu hace años según la cual en un viaje a Polonia para ver un partido de España en la Eurocopa de 2012 se consumieron a bordo del Falcon siete botellas de vino y diez cervezas.

Cabe recordar que, como ha venido contando en sucesivas exclusivas ESdiario, no es solo que el presidente y su séquito se desplacen a Sevilla o Valladolid en avión teniendo AVE -como hacía Mariano Rajoy-, sino que además se niega a publicar el coste de sus viajes, incumpliendo la Ley de Transparencia y amparándose en una ley franquista. En concreto a la ley 9/1968 de 5 de abril, reguladora de los secretos oficiales.

Lo único que ha accedido a publicitar La Moncloa es una mínima parte del coste del viaje al Festival Internacional de Benicàssim en verano: lo computado por por el Departamento de Protocolo los días previos, que fueron 282,92 euros.   

Comenta esta noticia
Update CMP