La Policía Local caza a 88 conductores bajo los efectos del alcohol y las drogas

La Policía Local de Elche ha detectado a 88 conductores que circulaban bajo los efectos de las drogas o superaban las tasas legalmente establecidas de alcohol, durante la campaña de control por Navidad desarrollada del 11 al 23 de diciembre. Ocho de esos conductores se enfrentan a infracciones penales. Se han efectuado 33 controles y se han verificado 3.085 vehículos.

En total se han formulado 160 infracciones e inmovilizado 22 vehículos. La Policía local ilicitana ha destacado que se han elevado 23 denuncias por carecer de permiso de conducción (12 de ellas tramitadas por vía penal), 11 vehículos sin seguro, 27 sin la Inspección Técnica de Vehículos en vigor e incluso la detección de dos vehículos dados de baja.

Las pruebas realizadas revelan que un 10% había consumido algo de alcohol, pero sólo un 2,85% superaron la tasa máxima, siendo remarcable ese 90% de personas sometidas a la prueba con medición cero.

Desde la Unidad de Atestados se considera que el objetivo propuesto de disminuir la siniestralidad bien sea por concienciación o el carácter disuasorio de los controles, se puede considerar cumplido. Respecto a los registros de la misma fecha en 2017 se aprecia una reducción del 9% en el cómputo global y de un 50% en los relacionados con alcohol o drogas.

"Por tanto, se puede afirmar que la campaña ha sido positiva para la reducción de la siniestralidad y ampliable a próximas fechas festivas".

La campaña promovida por la DGT para el control de drogas y alcohol, a la que se adhirió la Policía Local de Elche, finalizó el pasado domingo 23 de diciembre, sobre las 07.00 horas.

En ese sentido, la policía ilicitana ha recordado que el 26% de los conductores fallecidos y analizados en 2017 dio resultados positivos en las pruebas de alcohol. Los controles preventivos en carretera son, junto con la educación vial, uno de los instrumentos "más eficaces para disuadir" al conductor de ponerse al volante tras consumir alcohol o cualquier sustancia estupefaciente.

Por ello, se coordinó a las unidades de Atestados, GAO (Grupo de Apoyo a Operaciones) y Motoristas, para establecer una serie de controles dinámicos intensivos en dos fases. La primera enfocada a la concienciación se inició el día 6 de diciembre, también a través de redes sociales, dando a conocer la metodología empleada con los nuevos medios de detección, como el alcoholímetro indiciario.

La segunda, más intensiva se desarrolló del 11 al 23 de diciembre, abarcando todo el término municipal, con especial atención en las vías con mayor índice de accidentes vinculados al consumo de alcohol o drogas, como por ejemplo los accesos y salidas de zonas de ocio.

Comenta esta noticia
Update CMP