El microbiólogo ilicitano Martínez Mojica prefiere "no pensar" en el Nobel

El ilicitano Francisco Martínez Mojica.

El ilicitano Francisco Martínez Mojica.

Francisco Martínez Mojica, investigador ilicitano que ya ha coqueteado con el Premio Nobel, prefiere "no pensar" en galardones, pero sin duda sería un impulso a su gran labor científica.

El profesor del departamento de Fisiología, Genética y Microbiología de la Universidad de Alicante, y padre de la técnica de edición genética CRISPR/Cas9, Francisco Martínez Mojica, estuvo a punto de convertirse en el tercer investigador español galardonado con un premio Nobel del ramo científico. No pudo ser, pero esa esperanza queda "aparcada", de momento, porque nunca se sabe cunado sonará la flauta y mejor no obsesionarse con el asunto.

Pero los galardones y reconocimientos siguen para este ilicitano nacido en 1963. Su última aparición ha sido en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP), donde fue investido recientemente Doctor Honoris Causa. Allí antes y después de este acto celebrado en Santander, habló de su trabajo y de investigación.

Mojica explicó que con las técnicas descubiertas por él "hasta ahora" se han editado protozoos, algunos animales, hongos para levaduras y fermentación de bebidas o plantas para hacerlas "resistentes" a virus, herbicidas, sequías o plaguicidas, lo que considera "una maravilla", entre otros motivos porque "en principio" con CRISPR es una herramienta molecular utilizada para “editar” o “corregir” el genoma de cualquier célula. Para el microbiólogo, con esta técnica  se "podría solucionar" el "dramático problema" del hambre en el mundo.

En este sentido, afirmó que esta posibilidad "la han visto" en Estados Unidos, país donde han aprobado el uso y comercialización de alimentos modificados con estas técnicas, que permiten que se pueda llevar una proteína "a cualquier lugar del ADN muy fácilmente".

Por este motivo, calificó de "absolutamente absurda" la sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) que considera las plantas obtenidas con CRISPR como organismos modificados genéticamente (OMG). En su opinión, esta sentencia "ha sido un disgusto" y previamente en una rueda de prensa, la definió  como una "muy mala noticia".

Así, opina que "el problema" de esta decisión es el gasto que lleva asociado a nivel de autorizaciones para consumo de alimentos obtenidos mediante CRISPR, que no se pueden abordar, en su opinión, si no es una empresa multinacional.

"Eso limita el desarrollo y aplicación" de esta tecnología para la mejora de plantas para consumo humano, y provocará que Europa esté "bastante por detrás" de países como Estados Unidos.

El científico critica la sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea que considera las plantas obtenidas con CRISPR como organismos modificados genéticamente

Tal y como alertó, con esta sentencia del TJUE "hemos perdido un tren muy importante" y "no le extrañaría" que las empresas tecnológicas que tenían la "esperanza" de seguir "el mismo camino" en la UE que en Estados Unidos se trasladaran a otros países donde "sí se aprovecha" esta tecnología para "mejorar la calidad" de los alimentos.

Curar el cáncer

Mojica, que afirmó que para él el padre de la microbiología es Louis Pasteur y consideró un "grandísimo honor" este reconocimiento de la UIMP, defendió que con estas técnicas se puede estudiar "como nunca antes" cuál es el origen y razón de enfermedades genéticas, es decir, "conocer, prevenir y también curar".

Esto es importante, a su juicio, porque "aproximadamente" la mitad de la población tiene "alguna" mutación o cambio en su ADN que "puede derivar" en una enfermedades.

De hecho, indicó que ya se han identificado "muchísimos genes" relacionados con enfermedades como el cáncer, el autismo o distintas hemofilias, así como que se han paliado en ratones dolencias genéticas como el sida. En cuanto a los humanos, añadió que se "está en ello" en lo relativo a distintos tipos de cáncer, el sida o el papiloma.

Martínez Mojica dice que recientemente se ha desarrollado un método de diagnóstico molecular "increíble" para detectar en segundos moléculas del virus del zika o del dengue a un coste de "entre uno y dos euros"

"Tremendo, ¿verdad?", exclamó, para a continuación destacar que recientemente se ha desarrollado un método de diagnóstico molecular "increíble" para detectar en segundos moléculas del virus del zika o del dengue a un coste de "entre uno y dos euros" y reivindicar que se ha logrado un "arsenal" de herramientas que contribuyen al progreso "a una velocidad de vértigo".

Mojica también defendió que las técnicas CRISPR "son muchísimo más que un simple editor de genomas". El motivo es que con ellas "se puede saber" cuál es la relación entre las distintas células y partes del cuerpo humano, "incluso" determinar cuál es la relación entre las distintas células de un cáncer o "cuántas" hacen falta para generarlo.

Premio Nobel

Anteriormente a la investidura, en el encuentro con los medios, aseguró que prefiere "no pensar" en la posibilidad de recibir el Premio Nobel y que en la Academia en Suecia "ven con muy malos ojos" que se hable que alguien está nominado porque eso "hace daño", pero ha reconocido que un Nobel español en Ciencia o Química sería "un impulso".

Cuestionado por sus investigaciones actuales, Mojica explicó que tratar de usa virus como alternativa a antibióticos y que sigue trabajando desde 1993 con los sistemas nativos CRISPR en los sistemas de inmunidad de las procariotas.

La razón, explicó, es que se conoce "muy bien" la última etapa del sistema inmune y su capacidad para guardar en la memoria las infecciones, pero "lo que menos" se conoce es el proceso de adquisición de dicha memoria.

De esta forma, defendió que en su equipo de investigación son "muy ambiciosos" y quieren encontrar otros sistemas "distintos" a los que hay, de tal forma su pretensión "sigue siendo la misma de siempre", es decir, "intentar comprender" cómo funcionan los sistemas biológicos.

"Hemos encontrado una diversidad tremenda de sistemas CRISPR", zanjó Mojica, quien ha añadido que gracias a la "versatilidad" del "arsenal" de estas herramientas se han desarrollado técnicas de edición genómica y de diagnóstico molecular para registrar información dentro de las bacterias.

Asimismo, destacó el aumento "alucinante" que ha habido en el mundo de la investigación y de las revistas científicas con estas técnicas y, en lo relativo al apoyo y concienciación de la sociedad, Mojica defendió la necesidad de que la sociedad participe y "aprecie" la importancia de la investigación para que se cambie "esta tendencia negativa" de la financiación.

Además, denunció que le parece "fatal" que en los últimos años haya habido recortes en investigación y ciencia en España y que es "injustificable" que no se haya recuperado el nivel de inversión previo a los recortes.

De hecho, criticó que el estado actual de la ciencia en España es "tremendamente malo" y "bastante más deplorable" que en países del entorno. A su juicio, "no está justificado" que nuestro país tenga un nivel de inversión "tan baja en ciencia".

Al microbiólogo ilicitano le parece "fatal" que en los últimos años haya habido recortes en investigación y ciencia en España y que es "injustificable"

Aportación a la biología

En el acto de investidura, estuvieron presentes el delegado del Gobierno en Cantabria, Pablo Zuloaga, el secretario general de la UIMP, Miguel Ángel Casermeiro; el rector, Emilio Lora-Tamayo, y el Rector Honorario de esta Universidad, César Nombela,  encargado de la 'Laudatio'.

Casermeiro explicó que se le concede el Honoris Causa en Ciencias en reconocimiento a su "extraordinaria aportación" a la biología molecular al "identificar y describir" las CRISPR, demostrando una función para la inmunidad frente al ADN exógeno y "abriendo el camino" para la edición genómica "de todo tipo de células.

Por su parte, Nombela -quien destacó que la "universalidad" del código genético entre los vivientes- "ha hecho de CRISPR-Cas una herramienta fundamental, un instrumento definitivo, para incidir de manera específica y selectiva en la modificación de genes".

"Miles de grupos de investigación en el mundo utilizan hoy a diario este sistema", ha manifestado. Además, augura que los jóvenes actuales se encontrarán en el futuro "con técnicas diagnósticas o terapéuticas basadas en el sistema CRISPR".

Finalmente, Lora-Tamayo enfatizó que "hoy es un día de los grandes" para la UIMP por dar cumplimiento a la decisión de su Consejo de Gobierno al nombrar a Mojica como nuevo Doctor Honoris Causa, una decisión que "prestigia", a su juicio, tanto al microbiólogo como a la propia Universidad.

Comenta esta noticia