El Supremo tumba el plan de Marzà contra la educación concertada

Colegio El Pilar de Valencia

Colegio El Pilar de Valencia

La Generalitat fracasa en su recurso ante el Alto Tribunal y deberá devolver los fondos recortados a los colegios El Pilar y La Salle.

El Tribunal Supremo acaba de desmontar en la práctica la estratagema que puso en marcha el conseller de Educación Vicent Marzà para supender la financiación de aulas de Bachillerato y Formación Profesional mediante el sistema de concierto. El Gobierno del Botànic creó un reglamento propio (autonómico) para justificar la reducción de conciertos en la Comunitat.

El Alto tribunal da la razón a Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat y avala el mantenimiento de las unidades concertadas en los colegios de El Pilar de Valencia y La Salle. Otros centros también recurrieron a la vía judicial y, a tenor por el último fallo, tienen todas las de ganar. Marzà decidió suprimir aulas en más de 20 centros en el curso 2017-2018.

La política del Botànic pasa por recortar los fondos a la educación concertada. Y en ese contexto aprobó un reglamento que sirviera de base para justificar la no  en la educación no obligatoria (bachillerato y FP).

El Supremo mantiene que es aplicable el Reglamento estatal de conciertos que viene rigiendo para toda España como norma básica. "No cabe la resolución unilateral mediante una normativa autonómica que hace tabla rasa, no contempla la renovación y a las enseñanaza no obligarorias las hace partir de "cero".

Comenta esta noticia