31 de octubre de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

La alta relojería toma la carretera con DS Automobiles

Pocos elementos simbolizan tan bien el lujo y el refinamiento como un reloj de precisión, y esta filosofía tiene su reflejo en la marca francesa, que se inspira en ellos para sus interiores.

Como embajadora del lujo francés en el mundo del automóvil, DS Automobiles se ha asociado con marcas relojeras galas para realizar el equipamiento de algunos de sus modelos y concept-car incorporando técnicas de acabado como el guillochage, o inspirándose en las pulseras de los relojes de alta gama en su exclusiva tapicería Bracelet, realizada con los cueros más selectos y que se puede montar incluso en el pequeño DS3 Crossback, un SUV B que esta semana hemos vuelto a poner a prueba para conocer el acabado SoChic, que estará disponible desde 28.800 euros.

Un reloj no sólo es un instrumento que da la hora, del mismo modo que un automóvil no se limita a ser un medio de transporte para trasladar personas de un lugar a otro. El universo de la alta relojería refleja valores que sobreviven el paso del tiempo. El lujo, el refinamiento de los acabados, la búsqueda de la precisión, la optimización de la reserva de marcha o de la autonomía, la incorporación de complicaciones útiles pero que entrañan una sofisticación añadida en los movimientos son aspectos que se trabajan tanto en los relojes mecánicos de alta gama como en los smartwatch más punteros del mercado.

En su filosofía de marca, DS Automobiles comparte esta amalgama de alta tecnología y tradición, de cuidado por los detalles y obsesión por las prestaciones con las grandes casas relojeras. Por este motivo, ha incorporado en sus vehículos elementos surgidos directamente de este mundo, como la tapicería de cuero Bracelet, que retoma el diseño de las pulseras de los relojes o el efecto guilloché, inspirado en la esfera de los relojes más elegantes, y se ha aliado con marcas punteras que están detrás de la relojería francesa, como BRM.

Tapicería Bracelet

La tapicería Bracelet se ha convertido en todo un símbolo de savoir-faire y calidad y en una seña de identidad de DS Automobiles. Su diseño se inspira en la pulsera metálica de los relojes de alta gama, también conocida como armis, y que está formada por múltiples elementos, de tamaño diverso, ensambladas entre sí. Los tapiceros de DS dan un giro a esta concepción utilizando una sola pieza de piel sin costuras en relieve en cada asiento, asegurando de este modo el máximo nivel de confort.

En el interior de un SUV como el DS 7 Crossback, se utilizan 26 m2 de piel. El cuero de la tapicería Bracelet proviene de reses criadas en Baviera con todos los cuidados posibles, en fincas sin vallar y con pocos insectos que puedan dañar la piel. De los 4 mm de espesor que mide cada pieza, DS Automobiles selecciona sólo la “flor”, su parte más noble, que mide entre 1,2 y 1,3 mm.

Guillochage

Además del trabajo del cuero, DS Automobiles también aplica técnicas de la relojería de alta gama en el tratamiento de los metales. El guillochage es una técnica de decoración de superficies creada por Abraham-Louis Breguet, fundador francés de la marca de relojes Breguet, que introdujo esta técnica en la alta relojería en 1786. Los Clous de Paris, que consisten en una sucesión de finísimas incisiones que crean elegantes formas geométricas puntiagudas, es el motivo más clásico que se usa en superficies metálicas por su belleza, refinamiento y equilibrio, que lo convierten en uno de los más apreciados en el mundo del lujo.

Imaginadas para ofrecer un estilo innovador, las esferas de los relojes realizadas con la técnica del Guillochage reflejan la elegancia y el refinamiento de mecanismos y movimientos. Se crean líneas que, al entrecruzarse, diseñan una nueva superficie que guía a las manos, a través del tacto, hacia los mandos de la consola central. Presente en los DS3 Crossback, también firma la elegante nervadura del capó del DS 9, convirtiéndose en un elemento que distingue a esta berlina de alta gama.

BRM Chronographes

Francia ha sido, históricamente, uno de los países con mayor tradición relojera de Europa, con auténticas mecas en este oficio, como la localidad de Besançon. Décadas después de la crisis de cuarzo, que golpeó duramente al sector, varias firmas recogen el testigo aunando lujo, precisión y diseño. BRM Chronographes, especializada en relojes de estética deportiva inspirados en el mundo del automóvil es una buena muestra de este renacimiento. Ha colaborado con DS Automobiles en concept-cars como el DS X E-TENSE y en el DS7 Crossback, para el que ha desarrollado un reloj exclusivo, el B.R.M. R180. Situado sobre el salpicadero, sale de su estuche pivotando sobre él mismo desde el momento del arranque. 

Comenta esta noticia