25 de agosto de 2019 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Las dos grandes ausencias de la final de SV dejan loco a Vasile con sus planes

Increíble pero cierto. Todos los "mandamases" de Mediaset, Telecinco y Supervivientes se habrán quedado con la boca abierta después de lo ver lo que se plantean hacer en un futuro.

Este jueves fue la gala final de Supervivientes donde Omar Montes se hizo con la victoria de la edición 2019. El reality de aventuras por excelencia marcó su máximo histórico en una final disparándose hasta un 40,6% de de cuota de pantalla y 4.103.000 espectadores.

En esta gala estaban todos o casi todos los concursantes de este año, aunque faltaban Toñi y Encarna Salazar, Las Azúcar Moreno, que fueron vetadas por Mediaset tras abandonar Supervivientes.

Eso sí, las cantantes reconocen que se arrepienten de lo que pasó en el reality, "las cosas pasan porque tienen que pasar, estaba así escrito, no nos arrepentimos de haber ido, eso jamás y bueno, no ha sido agradable, lo hemos pasado muy mal y se han pasado mucho también", declararon las intérpretes de Solo se vive una vez.

 

A pesar de esto, las hermanas Salazar han hecho unos planes de futuro que sin duda han dejado atónitos a todos los mandamases de Telecinco y Mediaset, empezando por Paolo Vasile y hasta el último trabajador de la cadena: dicen las cantantes que con todo lo que han liado volverían a entrar al programa sin ninguna duda, "sí, por quitarme la espinita esa, y así quedas un poquito diciendo, ostras, con lo fuerte que yo me considero, por qué me pasó eso en ese momento, así que repetiría", aseguró Toñi sorprendiendo a propios y extraños.

Ahora que ya se ha acabado el concurso y han pasado semanas desde que salieron de Honduras, a las cantantes les gustaría dar su versión ya que en ningún momento pudieron hacerlo, "estamos esperando el momento, Supervivientes ya ha terminado y ahora nos tocará a nosotras contarles a nuestra gente y nuestros fans que nos siguen toda la vida, qué pasó, por qué pasaron cosas que no se saben", manifestaron las cantantes.

Y es que, a ellas lo que más les ha dolido es cómo han sido tratadas después de todo lo sucedido: "Todo, que se dude, que hablen de nosotras, que no nos dejen hablar, que no se pueda contar otra versión, que no nos dejen explicarnos, eso es frustrante para una persona. El mundo de la música es muy serio y nos ha repercutido, pero muchísimo, claro que tenemos esa historia dentro que algún día la tendremos que sacar, la gente tiene que saber qué pasó", declararon las cantantes.

A pesar de todo, las intérpretes de Devórame otra vez les encantaría volver al reality y ver si son capaces de llegar a la final, "sí, yo lo intentaría otra vez porque me quedé con esa cosita y fue en ese momento que mi cabeza dio la vuelta y a ella también y nos marchamos. Un error por nuestra parte porque lo hemos pagado con creces", confesaron las Salazar.

Comenta esta noticia
Update CMP