24 de mayo de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

La 'mala pata' de Carmena no cesa: se tendrá que comer las uvas en el hospital

Tras ser operada la semana pasada tras fracturarse el tobillo el 21 de diciembre, la alcaldesa de Madrid está siendo tratada con antibióticos.

No olvidará fácilmente las Navidades de 2018 la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, que estará ingresada en el madrileño Hospital de La Princesa hasta el 2 de enero. La regidora está en observación y siendo tratada con antibióticos para bajar la fiebre provocada por la infección tras la operación de tobillo a la que se sometió la semana pasada tras caerse en su domicilio.

La alcaldesa madrileña ingresó este domingo en observación debido a la alta fiebre que está sufriendo por una posible infección. El pasado miércoles, la alcaldesa fue sometida a una operación donde los médicos le fijaron el tobillo roto mediante osteosíntesis con placa y tornillo. Se le intervino cinco días después de la torcedura que sufrió en su domicilio, donde se rompió el tobillo tras tener un accidente con las escaleras.

La operación consistió en la fijación de la zona fracturada mediante osteosíntesis con placa y tornillo. Esta operación consiste en la unión de fragmentos del hueso fracturado con elementos metálicos.

Carmena se rompió el tobillo el viernes 21 al caerse en su domicilio. Es la segunda caída sufrida por la alcaldesa en apenas unos meses, pues en septiembre tuvo que ser ingresada, también en la Princesa, al hacerse una brecha en la frente tras caerse en su casa.

 

Comenta esta noticia
Update CMP