El legado de sabiduría popular de Paco Das y su pasión por la Valencia marítima

La historia y actividad de este distrito de la capital la reflejó en gran medida Das en sus artículos

Decía la escritora y psicóloga Valeria Sabater: “La vida se mide en emociones, son esos instantes en que dichas reacciones psicofisiológicas actúan como destellos dando sentido a nuestra existencia. Alegría, felicidad, sorpresa, miedo, tristeza, asombro, añoranza… Todas ellas, sin importar si su valencia es positiva o negativa, definen lo que somos, articulan nuestro comportamiento y dan sentido a su vez a cada cosa que hacemos”.

Y el otro día, cuando me enteré del fallecimiento de mi amigo Paco Das tuve la necesidad de homenajearlo, de reconocer en la Revista eos, que es digital, y está al alcance de todos en las redes sociales, su legado y por ello contacté con las posibilidades tecnológicas del mundo de hoy, con algunos amigos comunes la gran mayoría respondió, otros siguieron con sus cosas, y el resultado fue un reencuentro con las emociones y el orgullo de vivir o sentir la Valencia Marítima, les vuelvo a mostrar mi cariño y cercanía a sus hijos Héctor y Patricia y a su esposa Luisa, que nos han transmitido que  desde el cielo lo imaginan con una sonrisa de medio lado con un gran sentimiento de orgullo por el cariño y respeto que todos los participantes han sabido plasmar en la Revista. Y nos piden que por favor traslademos su agradecimiento a todos los que han participado.

Y es que como escribió José Aledón Esbrí: “Conocí y comencé a tratar a Paco Das hace ya unos treinta años cuando en el Grau, el Canyamelar y el Cabanyal había una intensa vida política y cultural. Eran tiempos de ilusión y ganas de cambiar el mundo y las diferencias de criterio todavía no estaban emponzoñadas por inexplicables rencores y odios. Desde el primer momento me pareció un hombre superior y así le traté siempre. Tenía, entre otras muchas cosas, un especial sentido del humor (característica de esa superioridad) y una gran capacidad de trabajo”.

La última vez que lo vi fue un 3 de mayo de 2014 en el Grao, y le presenté a mi hijo mayor Juanfran y les hice una foto, como miles de veces hizo el con tanta gente de nuestros barrios marineros y como plasmó nuestro común amigo Antonio Díaz Tortajada el sacerdote católicoperiodista y escritor natural de Castielfabib, municipio del Rincón de Ademuz :” La lectura te permite viajar. Y Paco Das tenía una capacidad incomparable para describir paisajes, fotografiar escenarios con sus palabras, transportarnos a cualquier rincón de nuestra Marítimo. Yo le voy a recordar por sus sonrisas y sus enseñanzas…”.

Pero para que comprendan el valor de Paco Das, y como muestra, no lo haré con el curriculum de los restantes amigos de Paco, que quisieron rendirle su cariño. Como muestra el de Díaz Tortajada que en 1978 se licenció en periodismo por la Facultad de Ciencias de la Información de la Universidad Complutense, de Madrid. Y por la misma Universidad se diplomó en Psicología. Fue el  fundador de la emisora católica "Radio Luz de Valencia" de la cual fue director una década, y tuve el placer de formar parte de su equipo en las ondas en los años noventa del siglo pasado con mi programa “El cofrade”.Antonio fue  redactor de la revista «Vida Nueva» (1987-1990); director del programa «La Hermana Radio» de RNE-Valencia (1973-1980), «La familia es noticia» de la SER-Valencia(1980-1986), presentador de «El espejo de la Sociedad» de la COPE (1987-1990); secretario de la delegación diocesana de «Medios de Comunicación Social» (1984-1987) y director de la «Oficina de Prensa» del Arzobispado de Valencia(1978-1984); consiliario nacional del «Movimiento de Mujeres Trabajadoras cristianas» (1986-1990).Miembro del equipo directivo de la «Editorial Edicep», de Valencia. Premiado en diversos certámenes periodísticos y literarios destacando el premio internacional de poesía «Guillermo Apollinaire» (1970); «El Ciervo» de reportajes (1976), y «Ramón Cunill» de periodismo concedido por la Conferencia Episcopal Española (1984 y 1986).

El artista y polifacético grauero Jose Vicente Cifre recordaba:” Su hablar presuroso, su mirada de complicidad, sus ganas de hacer cosas por su Marítimo…”

Chimo Mirapeix, vicepresidente de la Hermandad del Santo Sepulcro del Canyamelar asentía al hablar de él: “…era uno de los nuestros del  Cabanyal, del Levante UD, y que como todos los de Diario del Marítimo de Las Provincias, hacían una gran labor por nuestros barrios…”

Toni Carles, esposo de la periodista Mayca Rams, actual directora de Comunicación de Isabel Bonig en aquella época secretario de la Germandat del Santissim Ecce-Homo del Cabanyal se expresaba así: "Paco Das, con su eterna sonrisa, siempre estaba dispuesto a publicar a través de aquellas páginas cualquier noticia por insignificante que fuera que pusiera en valor las tradiciones de nuestros barrios, bien provenientes de clubes deportivos, asociaciones de vecinos, fallas, cofradías y hermandades, o cualquier otro tipo de asociación”.

El teólogo y periodista de larga trayectoria Baltasar Bueno escribía entre otras cosas:”… Más su pasión no era sólo el escribir, el contar cosas, el divulgar, el promocionar el Marítimo y todo lo que contenía. Su pasión, muy humana, era profunda por todo. Pasión por la familia, por los amigos, por las actividades de los pueblos marineros, por el fútbol autóctono, por la Semana Santa Marinera,…”.

Carlos Orduña, presidente de la Santa Hermandad de la Muerte y Resurrección del Señor nos contaba:”…en los lindes de la Semana Santa .en la reunión o tomando café estábamos 6 o 8 presidentes y hermanos mayores y nos pidió Paco Das que le explicaremos las funciones del presidente y las del hermano mayor que el venia de las fallas y no entendía la diferencia o función de un cargo y otro.se le explico por encima después de una comida cafés, copas y gin tónic, era un ameno conversador…”

Manuel Francisco Pradas fue presidente fundador de ACIPMAR, y actualmente preside la cofradía de Nuestra Señora del Rosario del Canyamelar recordaba a Paco Das. “…Se volcó en publicar todo lo concerniente a nuestra Semana Santa y especialmente a los campeonatos de fútbol sala de las Cofradías y Hermandades que el aquel entonces se organizaban con partidos en el polideportivo Doctor Lluch y Parque Sindical de Nazaret, en la que pasábamos agradables momentos. También colaboraba en publicaciones de la Asociación de Comerciantes-ACIPMAR a todos los niveles fue un gran hombre…”

La labor de Paco Das merece ponerlo en valor y reproduzco unos párrafos del Coordinador de Canyamaelar en marxa José Aledón:”… Él, Paco Navarro Bauset, Toni Cotolí García (qepd) y Juan Coll Cardona, aún jóvenes, se agruparon en torno a Amadeo Gámiz Royo, grauero octogenario de gran cultura y experiencia y fundaron en 1992 la Asociación Cultural y Deportiva Amigos del Marítimo cuya finalidad era poner en valor lo mucho y bueno que ha tenido y tiene cada uno de los barrios del Distrito Marítimo de Valencia.Esta asociación, que no hacía distingos ideológicos para acceder a ella, creó inmediatamente una publicación bimestral llamada MARE NOSTRUM en la cual hicimos muchos nuestras primeras armas literarias. Paco Das era - y siguió siendo -  el alma mater de esa revista como coordinador y como articulista, utilizando, como periodista todo terreno que era, al menos dos pseudónimos: Héctor Balaguer Duch (haciendo honor a parte de sus ancestros) y Belinda Fletcher (tocando con femenina sensibilidad temas delicados)”.

Juan Huélamo, actual presidente de la Junta Parroquial de Semana Santa de Nuestra Señora de los Angeles, y entonces hermano mayor del Cristo del Perdón, recordaba con nostalgia: “Paco Das era mi amigo recuerdo cuando yo era el delegado de Deportes de Junta Mayor, siendo presidente mi amigo Vicente Ballester Garcia, seguía nuestros campeonatos, venia hacia fotos y la crónica para Diario del Marítimo. Recuerdo cuando jugamos en las Arenas contra los periodistas, yo era el portero y pare bastante y me metieron unos cuantos y en Dr. Lluch no fallaba nunca…”

Mi amigo Andrés Lucas, y el que suscribe, vamos a intentar convencer a Aurelio Martínez, presidente de la Autoridad Portuaria, y a Vicent Palací, director de Comunicación, de marketing, y de gestión de marca del Puerto, profesionales de reconocido prestigio y enorme capacidad de trabajo y liderazgo, para que en el futuro 2021 y cuando se pueda el edificio del Reloj pueda acoger un cálido homenaje a un hombre que impulsó la vuelta de la travesía a nado del Puerto, trabajó en la Casa del Mar, y sobre todo fue santo y seña de todo lo que se cociera en los Poblados Marítmos.

Asi hablaba  Andrés Lucas, persona de corazón noble cabañalero y semanasantero:”Paco Das, així el coneixíem, no separàvem mai el nom i el cognom. Era dues coses Cabanyaler i Bona, molt Bona persona. Ens coneixíem de tota la vida i mai discutíem (rar en mi) encara que no estiguérem d'acord. Tenia tan clar el que era que no li cabien en el cap altra explicació ni comparació, sols que era Cabanyaler, Valencià i Socialista. En la seua època de “periodista” no va ficar cap notícia o comentari que no constatara per més d'una part. El recorde en molt d'afecte i que em feia fotografies (que gràcies a Déu) no publicava i que li agradava al pas d'un temps tornarme-les a ensenyar i ferme rabiar”.

Cerramos con el presidente de la Asociación Profesional de Periodistas Valencianos, mi buen amigo Héctor González, al que conocí aquel verano de 1991, y mantenemos una amistad sincera. Entre sus palabras destaco:” De Paco Das me llamaba la atención su versatilidad, cómo era capaz de cubrir acontecimientos sociales de muy diverso espectro en su distrito, la pasión que sentía por asistir a todos y no perderse ninguno, y su carácter afable. Lo conocí en el acto de aniversario de esa inolvidable edición de Las Provincias y pronto pude comprobar su amabilidad y cercanía. Constituyó un referente del Diario del Marítimo. Quizás el referente. Sobre todo en esa faceta social y deportiva que tanto amaba y que con tanta pasión contaba en sus artículos.”

Por último, ya saben que siempre les recomiendo escuchar a nuestro corazón, obrar el bien a los demás, y sentir estos lares marineros. Volvemos a tener una cita, en un par de semanas, aquí, en el lugar donde la información, para decidir es importante, y den gracias a Dios en estos días, y una oración por todas las familias que luchan contra la enfermedad y por los que están perdiendo seres queridos sin poder despedirlos como siempre hemos hecho con el calor humano de familia y amigos. Mi afecto especial para mis amigos Javi y José Manuel Das Alonso que han perdido a su mami .Descanse en paz Maruja Alonso Pelejero, un ángel cabañalero que ha marchado al cielo.

 

Comenta esta noticia