Vox recurre a la 'nobleza española' en su lista por Valencia

La número 2 al Congreso por Valencia, Cristina Esteban Calonje, está casada con un broker inmobiliario que, además, negoció el contrato master franquicia de "Hard Rock España".

Las papeletas de Vox al Congreso por Valencia recurren a los nobles españoles. El caso más llamativo, el de su número 2, la persona que va justo detrás de Ignacio Gil Lázaro y que, según las encuestas, tendría muchas posibilidades de salir elegida como representante valenciana en la Cámara Baja.

Se trata de Cristina Esteban Calonje. Cristina es hija de José Miguel Esteban Rodríguez-Sedano y Cristina Calonje Valero. Tiene un hermano José Miguel, y otro Alejandro Esteban Calonje, que fue capitán del ejército del aire y falleció en acto de servicio en Albacete, el 4 de mayo de 2004, a los 29 años de edad.

Cristina está casada con Antonio Vallejo-Nágera Deroulede, un broker inmobiliario, propietario desde el año 2005 de "Deroulede S.L."; una empresa de consultoría e intermediación de inversión inmobiliaria, que negoció el contrato master franquicia de "Hard Rock España". Con él tiene dos hijos: Bosco -el mayor-  y Casilda -la benjamina de la familia-.

Cristina Esteban Calonje es Asset Manager en el banco BBVA en Madrid, en la gestora de los fondos de inversión y planes de pensiones. Habla alemán e inglés y es licenciada en Historia del Arte por  la Universidad Complutense de Madrid. Se le ha relacionado familiarmente con el clan de los Goyanes (como ya informó este diario). De hecho, Cristina Esteban Calonje acudió a la boda de Carla Goyanes y Jorge Benguría, en julio de 2011, con uno de los vestidos más bonitos de la noche, firmados por la diseñadora Belén Barbero (Bebas's Closet), según publicó el portal de crónica social y estilo 'Vanitatis'.

Orden de Malta

Pero el de Cristina Esteban no es el único caso llamativo de las listas de Vox. En puestos de salida, pero en la papeleta a les Corts Valencianes, se encuentra también José Luis Aguirre, ingeniero agrónomo y delegado territorial de la Orden de Malta en Valencia, dedicada a labores de asistencia a ancianos en sus propios domicilios, discapacitados y personas sin recursos.

Aunque en la actualidad, el número de miembros nobles y no nobles de cuna están más o menos a la par en esta orden, siempre ha sido reconocida porque la aristocracia llevaba el privilegio de pertenecer a ella, como una especie de 'distinción honorífica' que no hay por qué peder.

 
Comenta esta noticia
Update CMP