15 de septiembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Una experta desmonta a Ana Julia Quezada punto por punto en un plató televisivo

El radical cambio de actitud e incluso de aspecto físico y de forma de vestir de la asesina confesa del pequeño Gabriel Cruz no ha pasado desapercibido, así como sus pequeños trucos.

No son pocas las dudas sobre la credibilidad de la nueva actitud de Ana Julia Quezada en el juicio por el asesinato del pequeño Gabriel Cruz. 

Pero algunos programas televisivos han querido ir un poco más lejos y dar un paso más allá. La psicóloga habitual de las tertulias del Ya es mediodía de Sonsoles Ónega ha estudiado el comportamiento de la asesina confesa de Gabriel, que está llorando con frecuencia durante todas sus intervenciones en el juicio.

Ana Julia ha pedido perdón a los padres del niño en pleno juicio, pero Ana Villarrubia no le da credibilidad. Éste es el perfil que la psicóloga que ha sacado de ella, por lo que ha visto en directo en la televisión:

-Sus lágrimas sí son de verdad, pero no llora por lo que nosotros creemos, sino porque se ve acorralada con tantas pruebas.

-Su perdón es fingido porque mira a la cámara y busca la mirada de la fiscal.

-Busca seducir, busca compasión, pero no lo está consiguiendo.

-Ella es muy egoísta y está pensando sólo en sí misma.

-No es extraño que intentara envenenar al niño en otra ocasión. Normalmente, cuando se logra la consecución de un asesinato no es la primera vez que se intenta.

Comenta esta noticia
Update CMP