19 de octubre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Calviño regaña al Banco de España por pedir a los españoles que ahorren

La ministra de Economía admite que es necesario recuperar la renta disponible de las familias y solo se le ocurre, de momento, la subida del SMI y de los sueldos a los funcionarios.

La controvertida petición del Banco de España a los ciudadanos para que gasten menos y ahorren más ha recibido un alud de quejas y críticas. Y entre ellas hay que incluir la de Nadia Calviño, potencial encargada de que ese desequilibro en las economías familiares se subsane.

La ministra de Economía y Empresa en funciones, Nadia Calviño, ha dicho que es "indudable" que se tiene que ir recuperando la renta disponible de las familias, tras las advertencias realizadas por el Banco de España sobre el "elevado optimismo" de los hogares en consumo y endeudamiento, si bien ha afirmado que "si una familia no puede llegar a final de mes, no puede ahorrar". También ha dicho que el problema del precio de los alquileres de vivienda no se resuelve con una medida "independiente", y ha avanzado que se tomarán nuevas medidas desde el lado de la oferta y la demanda.

Así lo ha señalado en declaraciones a los periodistas tras clausurar la presentación del libro Una visión macroeconómica de los 40 años de la Constitución Española, escrito por José Luis Malo de Molina, en la que Calviño ha subrayado la necesidad de recuperar la renta disponible de las familias, para lo que ha recordado que se han tomado medidas como el aumento del Salario Mínimo, las pensiones, el salario de los funcionarios o las cotizaciones a la Seguridad Social.

Pendientes del crecimiento económico

"El dinamismo de la demanda interna juega un papel importante en el crecimiento económico, que se mantiene robusto en la primera parte de 2019 gracias a la buena salud financiera de las familias", ha apostillado Calviño, quien, no obstante, ve "indudable" que "se tiene que ir recuperando el nivel de ahorro de la economía".

En cualquier caso, ha recordado que en los últimos años se ha producido un proceso de desapalancamiento "tremendamente intenso" por parte del sector privado y de las familias y empresas, que tras el estallido de la crisis, supone un "saneamiento" de las balanzas financieras del país y una reducción del endeudamiento que "en un momento dado tendrá que dar lugar a un aumento del ahorro".

Sin embargo, ha remarcado que "si una familia no puede llegar a final de mes, no puede ahorrar", por lo que ha insistido en que el crecimiento económico debe "llegar a todos", con medidas como el aumento del SMI.

 

Comenta esta noticia
Update CMP