10 de abril de 2020 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

A dos meses de su muerte la ex de Camilo Sesto ya hace caja a base de exclusivas

Lourdes Ornelas.

Lourdes Ornelas.

Era cuestión de tiempo pero ahora que ha abierto la veda y la caja de los truenos hay afirmaciones que sorprenden y mucho porque no cuadran con la versión que durante años hemos escuchado.

 

 

Que Lourdes Ornelas, madre de Camilín, vendiese una suculenta exclusiva hablando de su relación con Camilo Sesto era cuestión de tiempo. A punto de cumplirse dos meses del fallecimiento del artista, Lourdes habla en la revista Hola y lo hace con cheque de por medio, una extensa entrevista de cinco páginas en las que lanza algunas afirmaciones que sorprenden y mucho, sobre todo porque no cuadran con la versión que durante años hemos escuchado.

Pero, ¿cómo justifica Lourdes esta entrevista?, asegura en Hola que: "Sobre nuestra relación se han dicho muchas mentiras. Ahora que él ya no está, que todo está perdonado, que los buenos recuerdos han vencido a los malos, puedo decir que Camilo ha sido el gran amor de mi vida".

Saber si esto es o no cierto es aventurarse, pero conociendo también que Ornelas fue una de las enemigas públicas número uno de Camilo cuesta pensar que lo que dice es cien por cien sincero.



Sea como fuere, realiza un repaso de los últimos 36 años, el tiempo que hace que nació su hijo Camilín, habla de lo deslumbrada que se sintió por una estrella como Camilo Sesto a quien conoció en una entrevista y cuya relación se fraguó en viajes a Londres y giras en las que le acompañaba. De Ornelas siempre se ha dicho que era una fan enamorada de Camilo y que los encuentros con el cantante no se extendieron en el tiempo.

Sin embargo, ella habla en esta entrevista de una relación más duradera y sólida: “Pasábamos horas hablando, y yo estaba perdidamente enamorada de él. Hasta que al final me quedé embarazada. Fue la primera vez que estaba con un hombre en mi vida”.

También habla de una convivencia en la que no llegó a sentirse del todo integrada: “Yo vivía allí, pero no era la señora de la casa”.

Ambos siguieron caminos distinto y a pesar de todo su relación era fluida hasta que Camilo le pidió la custodia cuando Camilín tenía cuatro años: “Le cedí la custodia de mi hijo obligada” , afirmaba Lourdes en una entrevista televisiva que dio poco antes de morir Camilo. El pequeño regresaba a España para vivir con su padre y Ornelas viviría alejada de él durante años.



Ese es el inicio de la batalla que vivió esta pareja durante décadas, una guerra que Lourdes no ha dejado de lidiar hasta los últimos días de Camilo.

El heredero universal de Camilo Sesto es su hijo Camilín, una fortuna fruto de una trayectoria artística brillante. Ahora Lourdes, aún indirectamente se beneficiará a través de su hijo, que alquilará un piso en Madrid para que su madre esté cerca de él, ya que él se ha instalado en la casa de su padre, en Torrelodones.

Comenta esta noticia
Update CMP