27 de mayo de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Increíble desplante de Sánchez a Abascal que humilla a 2 millones de españoles

Sánchez en la reunión de su ejecutiva para planear sus primeros pasos tras las elecciones.

Sánchez en la reunión de su ejecutiva para planear sus primeros pasos tras las elecciones.

El ganador del 28-A pone en marcha las negociaciones para la investidura. Y en su primera toma de contacto desprecia y veta a Vox, obviando su caudal de votos en las urnas.

Pese a 2.6 millones de votos y 24 diputados, Sánchez mantiene su cordón sanitario y su veto a Vox. El presidente del Gobierno ha anunciado que se reunirá con los líderes del PP, CiudadanosPodemos la próxima semana para analizar la situación política tras las elecciones generales del pasado 28 de abril.

A través de un comunicado, el Gobierno ha informado que Sánchez comenzará la ronda de contactos con las fuerzas políticas de mayor a menor oposición según los resultados que obtuvieron en la noche electoral.

Así, la primera reunión será con el presidente del PP, Pablo Casado, el próximo lunes a las 13:00 horas. Al día siguiente recibirá en La Moncloa al presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, a las 11:00 horas y a las 17:00 horas mantendrá un encuentro con Pablo Iglesias.

Fuentes de Cs ya han adelantado este miércoles que Rivera va a trasladar a Sánchez su decisión de  "liderar la oposición" y que hará "una oposición firme y con sentido de Estado" y que defenderá a las familias de las clases medias de sus subidas de impuestos y la igualdad y la libertad en todos los rincones de España.

En este primer calendario de reuniones el presidente del Gobierno ha excluido de forma expresa y a Vox, que es la quinta fuerza política después de obtener 24 escaños y más de 2.6 millones de votos el pasado domingo.

Sánchez trabaja con el escenario de poder formar un nuevo gabinete antes del verano. Aunque las negociaciones para sacar adelante la investidura no se acelerarán hasta pasadas las elecciones municipales y autonómicas del 26 de mayo, la idea que tiene el presidente en funciones es poder constituir su nuevo gabinete en el entorno del 20 de junio, admiten distintas fuentes del Gobierno.

Contar con un nuevo Ejecutivo antes de que arranque el verano no sólo es lo deseable sino lo que debería ocurrir, señalan.

 

Comenta esta noticia
Update CMP