El Levante muere de pie ante el campeón

Suárez lo prueba frente a Vezo

Suárez lo prueba frente a Vezo

Barcelona 1 - Levante 0. El indiscutible campeón de LaLiga, el FC Barcelona, a punto estuvo de ver como los de Paco López le aguaban en el último instante la fiesta del alirón.

Y lo hubieran logrado de no mediar el palo en el remate de Bardhi en el último minuto. De hecho, ese balón recorría parte de la línea de gol simbolizando una combatividad granota, aunque a la postre huérfana de réditos, más que remarcable. 

Morales, entrando en el intermedio, ya había gozado poco antes de otras dos oportunidades clarísimas. Ter Stegen salió rápidamente a sus pies para desbaratar la primera de ellas, pero mayor nitidez revestía aún la segunda; incomprensible como su disparo después de controlar con la cabeza un envío largo salía lamiendo la mismísima escuadra ante el meta alemán.

Todo lo reseñado ocurría posteriormente a cumplirse esa hora de juego, concretamente después del minuto 62. Con la mente puesta en la ida de las semifinales de Champions, Messi acompañaba de inicio a Morales en la nómina de "suplentes" ilustres. Sólo la eficiencia de un entonadísimo Aitor Fernández, con hasta seis intervenciones de mérito en la primera mitad, propició que Valverde ahondará en la conveniencia de forzar el concurso del genio rosarino.

Coutinho fue quien más lo intentó, conjurando el arquero guipuzcoano todas sus tentativas, la mayor parte de ellas desde zonas lejanas. Sin embargo, el travesaño apareció en el mejor de entre el cuantioso arsenal de lanzamientos del brasileño en un golpe franco al filo del descanso. También Luis Suárez probaba oportunamente las mieles de los aciertos del propio Aitor, sacando éste último dos manos en posiciones aparentemente ventajosas para el uruguayo.

En la segunda parte ya se empezó a vislumbrar un carácter más ofensivo por parte levantinista, incluso pese a la presencia de Messi. Como no puede ser de otra manera, Leo empezaba a dejar su impronta desde el primer momento; Rakitic y Dembelé aprovechaban la masiva atención que el argentino siempre provoca entre sus rivales para buscar disparos de rosca que salieron ligeramente desviados. Por ese entonces el conjunto de Paco López todavía resistía.

Una maniobra de Messi, de aquellas que son tan impredecibles como imparables para cualquiera, marcaba, como acostumbra a ser habitual, la diferencia. Esta vez Aitor, a pesar de rozar meritoriamente el esférico, no lograba evitar lo inevitable (1-0 min. 62).

El resto del cuento nos retrotrae de forma indefectible al núcleo principal del mismo ya expuesto. El Levante se estiró de forma colosal y en condiciones normales Morales y Bardhi lo hubieran plasmado en el electrónico. Si el FC Barcelona merece todas las retribuciones posibles debido a su aplastante consecución del título, no es menos cierto que el Levante disputará en siete días su particular final. El objetivo de los 40 puntos no se puede escapar el sábado que viene con un rendimiento como el de esta noche en el Camp Nou.

 

Comenta esta noticia
Update CMP