19 de julio de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Carmena fundará un nuevo partido para no ir con Podemos ni con plataformas

Carmena en segundo plano; Iglesias en primero pero borroso

Carmena en segundo plano; Iglesias en primero pero borroso

Ni con Podemos directamente ni con una plataforma ciudadana. La exjueza presentará su candidatura con un nuevo partido a su medida con el que endurece el precio del pacto con Iglesias.

Manuela Carmena presentará un nuevo partido en fechas próximas para competir de nuevo por la alcaldía de Madrid sin cobijarse directamente en las siglas de Podemos ni, tampoco, en una plataforma ciudadana compuesta por candidatos a título personal, como anunció inicialmente.

Según ha confirmado ESdiario, la fundación de las nuevas siglas, una especie de Ahora Madrid II pero sin los peajes que tuvo la versión inicial con las distintas facciones que lo componían, pretende además garantizarle a Carmena la elaboración de una lista a su antojo, sin contar con más de la mitad de sus actuales concejales ni con la intervención excesiva de Pablo Iglesias.

Carmena tendrá partido propio, con Errejón mirando encantado; pero sabe que el pacto con Podemos es imprescindible

El objetivo es tener un paraguas propio y, desde ahí, pactar con Podemos y otras fuerzas menores la inclusión de militantes y dirigentes suyos en la misma, pero siempre desde el liderazgo plenipotenciario de Carmena y de su equipo, con Luis Cueto y Marta Higueras al frente.

 

 

 

Se prevén "tensiones" con Podemos pero nunca rupturas, según fuentes internas del partido, en concreto con su dirección nacional, pues la nueva herramienta será autónoma y, aunque tendrá sin duda el mismo espíritu que el partido de Iglesias, éste no tendrá autoridad directa sobre él: su fuerza parte de la certeza de que Podemos no quiere un candidato propio frente a Carmena, pero sabe que a unas siglas nuevas les hace falta la marca morada para no hacerlo todo depender del tirón de la actual alcaldesa.

¿Y Errejón?

La creación de una nueva marca, que aún no tiene el nombre cerrado, ha suscitado una profunda inquietud en Podemos en el sentido de que se teme pueda extenderse, si no ahora más adelante, al conjunto de la Comunidad de Madrid. Y es que, aunque Íñigo Errejón es el aspirante oficial de Podemos a la presidencia regional, no es ningún secreto su desapego hacia Iglesias y su cercanía a Carmena.

 

 

Carmen Calvo, la candidata imposible de Sánchez

La jugada de la exjueza coincide con el mayúsculo despiste en el PSOE, que carece de candidato a la alcaldía y no parece divisar un nombre de peso y conocido en el horizonte cercano, tal y como informó este fin de semana ESdiario. Aunque se ha citado a personalidades como la exministra Beatriz Corredor, la persona inicialmente elegida por Pedro Sánchez se ha caído de las quinielas: se trataba de la actual vicepresidenta, Carmen Calvo, pero la inestabilidad del Gobierno impide destinarla a ese frente sin ofrecer una imagen de deterioro del Ejecutivo.

 

El nombre de Reyes Maroto, actual ministra de Industria, Comercio y Turismo, es en estos momentos el que más opciones tiene de encabezar a los socialistas en Madrid: su salida del Ejecutivo para una pugna electoral con aspecto de debacle sería un sacrificio para ella, una semidesconocida para la opinión pública, pero no se percibiría como en el caso de Calvo como un grave problema para Pedro Sánchez.

 

Comenta esta noticia
Update CMP