Vuelta al cole con incertidumbre y temores

Alumnos de infantil dentrando al colegio en su primer día de clase / FOTO: O.A.

Alumnos de infantil dentrando al colegio en su primer día de clase / FOTO: O.A.

Mascarillas personalizadas, geles hidroalcohólicos, toma de temperatura al entrar y sorpresas de bienvenida en las aulas. El primer día de clase comienza con estrictas medidas de seguridad

De manera escalonada, con estrictas medidas de seguridad y una mezcla de ilusión e incertidumbre y temores por no saber qué pasará. Así ha comenzado esta mañana el curso escolar más atípico de este siglo. Los alumnos de infantil se congregaban con sus familias unos minutos antes de las nueve de la mañana en las puertas de los centros escolares, con la separación oportuna entre grupos, mascarillas personalizadas y geles hidroalcohólicos en la puerta.

Al entrar al aula todo el profesorado esperando en el patio interior, debidamente equipados con batas y mascarillas, y los ojos ‘achinados’ que delatan la ilusión con la que empieza el curso, entremezclada con el sentido de la responsabilidad que este año pesa más que ningún otro.

Globos, mensajes de bienvenida y sorpresas en las aulas para hacer más llevadero este primer día de clase. Los alumnos del curso 2020-2021 están haciendo historia. Esta etapa será recordada y la estudiarán los que vengan detrás, porque nunca antes se había afrontado una vuelta al cole con tantos protocolos. Debe de salir todo bien, por el bien de la sociedad. Debería transcurrir el curso con ‘relativa normalidad’, y una vez más los más pequeños nos demostrarían a los adultos cómo se deben afrontar las dificultades, con precaución y naturalidad.

Comenta esta noticia