13 de diciembre de 2019 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

La "debilidad argumental" de Rocío Flores pone en peligro su "fugaz estrellato"

Durante años a los periodistas nos han estado vendiendo una imagen de la hija de Rocío Carrasco y Antonio David Flores que tal vez no estaba ajustada del todo a la realidad que ahora vivimos

 

 

Cuando hablamos de Rocío Flores Carrasco podemos decir que estamos asistiendo a la creación de una nueva "estrella mediática". Muchos ya se frotan las manos y en voz baja auguran "nos dará muchas tardes de gloria".

La imagen, hasta hace bien poco, de Rocío Flores Carrasco era la de una tímida adolescente que quería mantener y vivir en el más absoluto anonimato: "Rocío quiere vivir al margen, jamás la veremos sentada en un plató de televisión o contando nada sobre su nula relación con su madre".

Durante años eso es lo que hemos estado escuchando los periodistas de la hija de Rocío Carrasco. Un mantra que también ha repetido hasta la saciedad su padre, Antonio David Flores. Y es que nadie mejor que él sabe que, este nuestro mundo, es "molto complicato" (permitidme la licencia ya que estás líneas las escribo desde Venecia).


Nadie mejor que David sabe que eso de vender tu vida por fascículos tiene dos caras como toda moneda: la cara de las luces, esas que atraen, deslumbran y que a veces ciegan y la cara de las sombras, esas que pueden ser tan oscuras que te pueden complicar mucho la existencia.

Nadie mejor que él sabe que nada es gratis, que cada euro ganado hay que sudarlo y que puede tener consecuencias, algunas judiciales.

Quizás por este motivo, el padre de la joven ha querido que su hija mayor permaneciera fuera de los focos. Pero las cosas han cambiado y mucho. Que Antonio David Flores haya entrado en la casa de GH VIP, un auténtico fichaje que se ha ido evaporando semana a semana, trajo consigo que "su niña" haya dado el salto a los platós.

Gala tras gala, la vemos ocupando un lugar privilegiado en el plató de GH VIP como defensora de su padre. Allí, la joven se siente muy cómoda y muy protegida, tanto es así que gala tras gala y gracias al buen hacer de Jorge Javier Vázquez, que en eso es un maestro, Rocío ha ido soltando sabrosos titulares que han alimentado horas en los platós.



Gracias a la pericia de Jorge, hemos sabido por primera vez de boca de la hija de Carrasco que no soporta a Fidel Albiac y que la relación con su madre sería otra si él no estuviera en sus vidas. Un dardo público que no ha dejado indiferente a nadie, ni tan siquiera a los protagonistas que no permanecen ajenos a ninguna de las declaraciones que vierten últimamente contra ellos desde los platós de televisión.

Sobre la intencionalidad o no de las palabras de la pequeña Rocío habría que preguntarle a ella, pero eso es muy complicado ya que "de momento" la joven solo contesta a Jorge en "su programa" y siempre va escoltada (como debe ser) por su representante, Agustín Etiene. El nombre de Agustín quizás no sea relevante para muchos pero se trata del actual representante de Belén Esteban, del propio Antonio David y antiguo pupilo de Toño Sanchís.

Agustín es respetado dentro de la tele, es amable, educado y sabe hacer bien las cosas. Por eso David ha querido dejar en manos de Agustín la "carrera televisiva" de su hija, al menos mientras él permanece ausente.

Él, mejor que nadie sabe que "su Ro" está protegida por Agustín y que además su hija cuenta con el apoyo de los pesos pesados de la cadena, a los que pocos se atreven a rechistar. Mientras, Rocío aprende las artes de lo mediático. Se la ve resuelta a la hora de defender a su padre, como cualquier hija lo haría, repitiendo hasta el hartazgo la manida frase "mi padre dice verdades como puños" y deja de manifiesto su debilidad argumental, cuando alguien le replica o dice algo que no es de su agrado. Entonces la nieta de la Jurado recurre a esa frase que repiten sólo los que están comenzando y ya se creen grandes estrellas: "No te voy a contestar. No te voy a dar ni un minuto más porque tú quieres subirte a mi carro" (¿qué carro? Preguntaría yo).

Muchos ya se frotan las manos por ver a Rocío Flores Carrasco protagonista de un reality. Ofertas no le faltan pero habrá que esperar a que salga Antonio David del VIP que como buen padre que es no dudará en aconsejar correctamente a su hija. Y es que las estrellas mediáticas se cuentan con los dedos de la mano, el resto pueden quedarse en simples "estrellas fugaces". Preciosas sí, pero fugaces.

Comenta esta noticia
Update CMP