15 de diciembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Una periodista destroza a los "progres" por vetar a Vox y pactar con ERC o Bildu

Este martes se sabrá si el PSOE y la izquierda radical de Podemos se salen con la suya y dejan fuera de la Mesa del Congreso a la tercera fuerza política de España.

Esta última semana el PSOE ha fracasado en su intento de convencer al Partido Popular de que se sume al veto de Vox en la mesa del Congreso de los Diputados, a cambio de obtener como regalo de socialistas y podemitas más puestos de los que les corresponden en el órgano de gobierno de la Cámara Baja.

Con los 52 diputados logrados en las elecciones generales del pasado 10 de noviembre, a los de Santiago Abascal les corresponderían 2 puestos en la mesa. Habrá que esperar a la constitución de las Cortes, que tiene lugar el próximo martes, 3 de diciembre, si el PSOE y la izquierda radical consuman su cordón sanitario a la tercera fuerza política del Estado.

El veto a Vox ha sido aplaudido por medios de comunicación y periodistas de la izquierda mediática, lo cual le da pie a la periodista Paloma Cervilla a criticar la "diferente vara de medir" que existe en el trato a este partido en comparación con la que se aplica a otras formaciones, de extrema izquierda, como podemos, o directamente "antisistema" como ERC.

En una columna publicada en ABC, Cervilla recuerda que Esquerra es una formación "con con dirigentes condenados por sedición y cuya máxima es saltarse la legalidad vigente".

La periodista va más allá y sostiene que "en este país, a algunos le parece normal sentarse a negociar un futuro Gobierno con Podemos que alaba el régimen represivo de Maduro, que flirtea con los proetarras de Bildu, que le parece genial que a las Fuerzas de Seguridad se les agreda en la valla de Ceuta y Melilla o que apoya la celebración de un referéndum ilegal en Cataluña para separarse de España".

En este sentido, Paloma critica la hipocresía de quienes ven "normal" todo esto y, en cambio "se llevan las manos a la cabeza" por el hecho de que Vox reclame su derecho a estar en la mesa del Congreso.

"Tiene 52 diputados y casi cuatro millones de votos y, hasta ahora, se encuentra dentro de la legalidad constitucional, no apoya a terroristas y no diseña planes para reventar España", añade la columnista, que pide "sensatez" en un país en el que "el PSOE está blanqueando a secesionistas y proetarras".

 

Comenta esta noticia
Update CMP