13 de noviembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Anna Gabriel toca fondo en la CUP en su "exilio" suizo: no será candidata el 10N

Anna Gabriel, el futuro se le pone más negro de lo que pensaba.

Anna Gabriel, el futuro se le pone más negro de lo que pensaba.

El nuevo portavoz en el Parlament, Carlos Riera, se justifuca en que ella no ha querido. En Endevant, la corriente de la fugada, no lo tienen tan claro.

Dicen que "la distancia es el olvido". Como en el bolero, en una casa de Ginebra no ha debido de sentar muy bien las declaraciones este jueves del actual líder de la CUP en referencia a la que fue su referente indiscutible durante el procés, Anna Gabriel.

El diputado del partido antisistema en el Parlament, Carles Riera, ha descartado este jueves que los exdiputados Anna Gabriel y David Fernàndez vayan a encabezar las listas que la formación va a presentar por primera vez a unas las elecciones generales, las del 10 de noviembre.

"Ni David Fernàndez ni Anna Gabriel será los cabezas de lista de la CUP", ha zanjado Riera, que fue el cabeza de lista en las pasadas elecciones catalanas, en una entrevista de Ràdio 4.

El sector oficialista ha difundido la versión de que ha sido la propia Gabriel la que ha descartado regresar a la primera línea aunque en Endevant, la corriente a la que pertenece y que está enfrentada a otras facciones del partido antisistema, no comparten esa tesis.

Cabe recordar que el colectivo Poble Lliure y otras corrientes discrepan de la presencia de la CUP en los comicios generales ya que a su juicio esa candidatura choca con la apuesta por la independencia unilateral y legitima las instituciones del Estado.

La CUP se presenta por primera vez a las elecciones generales después de que en las del 28 de abril decidiera no hacerlo y, en esta ocasión, tras una deliberación interna, han decidido presentarse y hacerlo en solitario.

La idea de la CUP es acudir al Congreso con una estrategia de bloqueo que impida la estabilidad gubernamental del Estado y, para Riera, da igual si gobierna el PSOE tras el 10 de noviembre porque "estará más a la derecha, más conservador".

"Tenemos que forzar al Estado, a través del conflicto democrático, con movilizaciones y desobediencia civil, generando inestabilidad", ha zanjado.

 

Comenta esta noticia
Update CMP