23 de octubre de 2020 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Mariló Montero se desmorona recordando la tragedia que aún desgarra su vida

Mariló Montero

Mariló Montero

No han sido pocas las amarguras que ha tenido que lidiar la comunicadora y de una de las peores y menos conocidas ha hablado por primera vez, junto a una emotiva fotografía.

Mariló Montero siempre ha proyectado una imagen jovial, enérgica y resuelta. De ahí que impacte, y admire la vez, tal fortaleza cuando en su vida han abundado las desgracias. Y a una de ellas, tan desgarradora como poco conocida, se ha referido la comunicadora en un emotivo mensaje esta semana.

Lo ha hecho aprovechando los tristes Sanfermines que se están viviendo en su tierra. Así, la periodista ha echado la vista atrás con nostalgia y ha compartido algunas fotografías junto a amigos y familiares divirtiéndose en años anteriores de esta feria. La más melancólica, aquella en la que aparece junto a María del Carmen Abárzuza, su madre, que fallecía en 1993 a causa de una enfermedad degenerativa y a la que ha querido dedicar un conmovedor mensaje.

 “Mi madre y yo. Fue su última salida. La ELA (Esclerosis Lateral Amiotrofica) le arrolló, nos arrolló, y yo disimulé que no pasaba nada, pero yo ya me había muerto con ella”, escribe en una durísima confesión la presentadora con una fotografía de su juventud en la que aparecen ambas con el mítico pañuelo rojo que identifica a las fiestas. “Me costó sacarla de casa sin silla de ruedas. Anduvo erguida gracias a su maestra dignidad. Ella es mi norte, ella sigue siendo mi vida”, reconoce orgullosa en la publicación.

 

 

La muerte de Carmen marcó a fuego la vida de Montero, que siempre ha reconocido que mantiene su recuerdo vivo. "Mi madre vive conmigo, la tengo presente, es mi referencia para todo", contaba hace poco en una entrevista con un canal de televisión vasco. Además, la presentadora admitía a Bertín Osborne que había estado unida tanto a su padre como a su madre, pero que siempre “las mamás son las mamás”. “Yo de mi madre me acuerdo todos los días de mi vida”, admitía.

 La humillante ELA y otros episodios negros

La periodista ha hablado en alguna ocasión de la enfermedad que tuvo su madre, la ELA, participando a veces en campañas para recaudar fondos para su investigación. Esta enfermedad neurodegenerativa debilita la musculatura hasta la paralización total del cuerpo. “Es dolorosa, humillante, es muy dura”, contaba a Bertín en una entrevista muy íntima, donde confesaba que no pudieron ocultar en ningún momento lo que le estaba ocurriendo. “Era enfermera, no pudo ejercer. Una vez que se casó se dedicó a su familia, pero no se le podían disfrazar los informes médicos”.

No ha sido este el último mazazo que ha sufrido Montero. Más allá de la muerte de su madre, la periodista recordaba junto a Toñi Moreno el resto de desgracias que tuvo que vivir en tan solo siete años y de forma sucesiva. "Mi madre tuvo una enfermedad muy dura. Mi padre se mató con una de mis mejores amigas en un accidente de coche. Mi hermano también se mató en otro accidente de coche. Luego vino el atentado de Carlos (Herrera). Y todo en un par de años", señalaba.

 

Lejos de hundirla, estos golpes no han hecho más que empujarla apreciar más aún la vida, según contaba en el mismo programa: “La vida es como es. Venimos para estar un momento y marcharnos y eso lo sabemos todos. Sabemos que vamos a sufrir y vamos a tener momentos de felicidad. Depende de nosotros que seamos felices”.

 

Comenta esta noticia