05 de junio de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Colau pasa de animar a comprar en los mercados a criticar el poco confinamiento

Iñaki López, conversando con Ada Colau

Iñaki López, conversando con Ada Colau

La alcaldesa de Barcelona felicita a la ciudadanía por recluirse en casa y regaña al Gobierno por la tardanza de su último decreto, cuando hasta hace poco llamaba a comprar en La Boquería.

Hasta hace pocos días la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, animaba a sus vecinos a salir a comprar a mercados populares como el de La Boquería, a pesar de las advertencias sanitarias de reducir al mínimo las salidas para evitar la extensión del coronavirus. Ahora, sin embargo, la regidora de la Ciudad Condal ve todo confinamiento insuficiente. E incluso ha regañado al Gobierno central por llegar tarde con su último decreto.

 

Así se expresó en La Sexta Noche, donde quiso, en primer lugar, "poner en valor" las dos semanas que llevan los españoles confinados en sus casas como medida para luchar contra la epidemia: "No me canso de felicitar y agradecer el enorme ejercicio de responsabilidad que han hecho miles de familias quedándose en casa y siguiendo las indicaciones que se les han dado".

No obstante, Colau sí reconoció que había "un margen de mejora" en este sentido: "Con el anterior decreto de alarma pudimos parar las obras públicas el primer día, pero no las obras privadas. Era un sin sentido porque la gente estaba encerrada en casa mientras estaban haciendo obras en el piso de al lado".

Por eso, la alcaldesa destacó que el nuevo decreto que ha anunciado el Gobierno, por el cual solo los servicios considerados "esenciales" podrán seguir funcionando en España, puede ser "el paso que dé aire a la sanidad pública para que bajen los casos y se evite el colapso que se están dando en algunos hospitales".

De los servicios esenciales al negocio municipal funerario

Colau, eso sí, matizó que es necesario "esperar a ver cómo queda este decreto y cómo se establecen los servicios esenciales" porque "son amplios". Para razonar su argumento, puso un ejemplo: "Hemos hecho un esfuerzo extraordinario para anticiparnos al colapso. Hemos tenido que movilizar a pequeñas empresas que nos han ayudado para poner camas o para hacer separadores en un polideportivo municipal. En los servicios esenciales hay mucha actividad, y hay que tener mucho cuidado con los detalles".

La alcaldesa de Barcelona se mostró también muy crítica con la gestión de las residencias en España durante esta crisis sanitaria, especialmente en las de carácter privado: "Estamos viendo residencias de gente mayor, especialmente las privadas, que abren un debate: hay sectores que no se pueden mercantilizar y privatizar sin más".

 

En este sentido, cabe recordar que en plena pandemia y el consiguiente incremento de la mortalidad, el Gobierno municipal que preside Colau ha aprobado un incremento de las tasas funerarias. Sin duda, todo un gesto de coherencia.

 

Comenta esta noticia