25 de octubre de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Alonso, quinto más rápido de la historia de Fórmula 1. ¿Quién fue el más veloz?

Fernando Alonso, en el box de su McLaren, en la previa de las 500 millas de Indianápolis.

Fernando Alonso, en el box de su McLaren, en la previa de las 500 millas de Indianápolis.

Fernando Alonso, que este fin de semana participa en las míticas 500 millas de Indianápolis, es el quinto piloto de Fórmula 1 más veloz de la época moderna, algo lejos, eso sí, de Senna.

Para muchos aficionados a la Fórmula 1, Fernando Alonso sigue siendo el mejor piloto del mundo. Quizá les ciegue cierto patriotismo mal entendido porque, sin ir más lejos, Lewis Hamilton se encamina hacia su séptimo título mundial, los últimos tres y el que casi seguro está por venir, de manera consecutiva. 

Pero no cabe duda de que con dos campeonatos y 32 victorias en su haber, el piloto asturiano es uno de los mejores pilotos de Fórmula 1 del presente siglo. Y uno de los más rápidos de siempre. Y es que los organizadores de la F1, en colaboración con Amazon Web Services, han creado un algoritmo para descubrir al piloto más veloz de la historia moderna del gran circo del automovilismo. 

Y el ganador ha sido el malogrado Ayrton Senna, seguido por Michael Schumacher, en c0ma desde hace años a consecuencia de un accidente de esquí, 0,114 segundos más lento y por Lewis Hamilton, a 0,235 segundos. Se trata de un estudio "limpio y objetivo" que elimina las diferencias de potencia de los coches y que solo estudia la "velocidad pura". 

El cuarto más veloz de la era moderna es Max Verstappen y el quinto, Fernando Alonso, 0,309 segundos menos rápido que Ayrton Senna. El español, por cierto, que este fin de semana competirá en las 500 millas de Indianápolis saliendo en el puesto 26 de 33 automóviles clasificados. 

Según la propia web de la Fórmula 1, "el software de aprendizaje automático de AWS revisó las hojas de tiempo de cada sesión de clasificación desde 1983, eliminando los valores atípicos y normalizando los datos para crear una red compleja de desempeño de los conductores en relación con sus compañeros de equipo (y los compañeros de equipo de esos compañeros de equipo...)". 

Además, se tuvieron en cuenta una serie de requisitos indispensables para poder elaborar el ranking: "Los compañeros de equipo tenían que haber completado al menos cinco sesiones de clasificación entre sí antes de ser comparados. La edad también se tuvo en cuenta, mientras que si un piloto regresaba al deporte después de tres o más temporadas fuera de la F1, eso también se consideró. El algoritmo también otorga una clasificación más alta a los pilotos que dominaron a sus compañeros de equipo a lo largo del tiempo, o aquellos que se mostraron bien contra compañeros de equipo fuertes".

 

Comenta esta noticia