08 de abril de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Los votantes del PSOE destrozan a Sánchez: no quieren un pacto con separatistas

Ni los seguidores del socialista le acompañan en su viaje al pacto con el soberanismo: eligen antes que se entienda con Pablo Casado, al que Sánchez lleva meses despreciando.

Siete de cada diez votantes del PSOE miran con estupor los pactos que Pedro Sánchez tiene ya cerrados con el independentismo y, pese al mensaje oficial del Gobierno en funciones contra la oposición, preferirían que intentara un acuerdo con el PP de Pablo Casado, al que le ha rechazado hasta diez pactos de Estado desde que llegara a Moncloa en junio de 2018.

Ésa es la llamativa conclusión de una encuesta de Sigma Dos para El Mundo, que este lunes arroja un jarro de agua fría sobre los planes del PSOE y evidencian que, sus seguidores, están más cerca de la opinión de históricos como Felipe González, Alfonso Guerra o Juan Carlos Rodríguez Ibarra que de la actual dirección de Ferraz.

Las cifras son elocuentes. Un 34.2% de los votantes de Sánchez optaría por un movimiento de negociación de éste con Pablo Casado que posibilitara la creación de un Gobierno socialista sin soberanistas ni Podemos, que también es visto con recelo; por solo un 27% que prefiere un acuerdo con ERC y otras fuerzas separatistas.

 

Los números aún son más adversos para la estrategia de Sánchez si se suman todas las opciones alternativas a un acuerdo con ERC que defienden los seguidores socialistas: el 52.1% prefiere las distintas fórmulas aritméticas que expulsan de la ecuación a los soberanistas, sea mediante apoyos o abstenciones, en distintas fórmulas, de PP, Ciudadanos y Podemos.

Además, esa posibilidad no disgustaría tampoco a los votantes del centroderecha, que de manera abrumadoramente mayoritaria estarían dispuestos a tragarse el sapo de Sánchez con tal de no vincular la gobernación de España a formaciones rupturistas.

Así, el 74.4% de los votantes del PP y hasta el 86,3% de los de Ciudadanos avala fórmulas en las que los votos populares facilitaran un gobierno de Sánchez sin depender de ERC.

¿Mejor coalición?

Esa mayoría parece apoyar de esta manera, incluso, que el PP y Cs ayudaran a formar una coalición gubernamental con el PSOE, un gobierno socialista en solitario o incluso uno conjunto Sánchez-Iglesias. Y eso sería posible pactando con Sánchez o absteniéndose en su investidura. Pero ni Pablo Casado, ni Inés Arrimadas lo harán.

Para terminar, según el sondeo, se da otro dato llamativo: sin desagregar los resultados por recuerdos de voto, Sigma Dos arroja una preferencia: un gobierno de coalición PSOE-PP. Es la posibilidad más elegida, muy cerca de un 30% de las respuestas.

 

Comenta esta noticia
Update CMP