20 de mayo de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

PP y Ciudadanos pactan un ambicioso plan para ‘adelgazar’ la Junta

Los equipos de Moreno y Marín han acordado reducir el número de consejerías en el nuevo Gobierno andaluz, así como recortar la estructura de delegados provinciales.

A pesar del ruido generado por los desencuentros con Vox, los equipos negociadores de PP y de Ciudadanos (Cs) siguen trabajando para formalizar el cambio en Andalucía. Y el último paso en ese sentido es de lo más significativo: las dos formaciones han acordado reducir tanto el número de consejerías en un nuevo Gobierno andaluz como de delegados territoriales de la Junta en las ocho provincias.

Ambos partidos comenzaron sus reuniones este jueves y seguirán reuniéndose en los próximos días para avanzar en la organización de la estructura del futuro Ejecutivo. Según la secretaria general del PP-A, Loles López, las conversaciones marchan "por buen camino".

 

El actual Gobierno andaluz cuenta con trece consejerías, un número que se verá reducido si el candidato del PP-A a la Presidencia de la Junta, Juanma Moreno, es investido presidente, según se indica en el comunicado del PP-A, donde se añade que esta reducción "ya conlleva por sí sola una disminución de los cargos políticos que será mayor aún, porque PP y Cs han acordado disminuir también la estructura de delegados provinciales de la Junta".

López ha señalado que "todo no puede seguir igual porque los andaluces han votado cambio después de 40 años de socialismo y el cambio consiste, entre otras cosas, en adelgazar la estructura política mastodóntica que el PSOE ha creado en Andalucía, para hacerla más eficiente".

Una administración más eficaz y más ‘ligera’

"Los equipos negociadores de Ciudadanos y del Partido Popular comparten la decisión de reducir el número de consejerías de la Junta si finalmente ambas formaciones alcanzan un acuerdo de gobierno", según se señala en el comunicado de Ciudadanos, cuyo líder, Juan Marín, ha anunciado que este es uno de los puntos de acuerdo y que se enmarca en "el objetivo es aliviar la administración, hacerla más eficaz, más ágil, con menos trabas burocráticas y reducir costes innecesarios".

"Con el objetivo de aliviar la administración, hacerla más eficaz, más ágil, con menos trabas burocráticas y reducir costes innecesarios, creemos que es posible prescindir de parte de la estructura sin que se resientan los servicios que reciben los andaluces", ha señalado Marín, quien cree que "podemos tener una administración más efectiva y a la vez reducir costes innecesarios".

A su juicio, "los andaluces han dejado claro que quieren otra forma de hacer política, y para eso es necesario cambiar estructuras y utilizar los recursos de los que disponemos de la manera más óptima", ha manifestado el líder de la formación naranja, quien ha señalado que "las negociaciones con el PP van por buen camino y esperamos poder tener cerrado un acuerdo de gobierno en los próximos días".

Marín ha informado de que cuando se cierre el acuerdo sobre la estructura y la composición del nuevo Gobierno valorarán qué fórmulas se utilizan para presentárselo al resto de fuerzas políticas del Parlamento de Andalucía, a la vez que ha aclarado que "será únicamente un Gobierno Cs-PP de 47 escaños en el que las medidas políticas ya acordadas son intocables porque suponen la base del cambio político que los andaluces pidieron en las urnas el 2 de diciembre".

 

 

Comenta esta noticia
Update CMP