24 de noviembre de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Chivite se ve obligada a confinar Navarra desbordada por las cifras de contagios

La presidenta de Navarra, María Chivite.

La presidenta de Navarra, María Chivite.

Mientras el Gobierno ha criminalizado a Ayuso y puesto a Madrid en su punto de mira, la Comunidad Foral no ha dejado de empeorar hasta verse obligada al cerrojazo.

Mientras el Ministerio de Sanidad centraba todos sus esfuerzos en acorralar al gobierno de la Comunidad de Madrid imponiéndole un estado de alarma exprés, Navarra encabezaba todas las estadísticas de contagios en la segunda oleada. Y mientras Salvador Illa eludía medidas similares a las adoptadas contra Isabel Díaz Ayuso al gobierno de coalición de la socialista María Chivite con Nafarroa Bai (PNV) y Bildu, la Comunidad Foral ha acabado desbordada.

Por ello, ante la gravedad de la situación, el Gobierno de Navarra ha decidido restringir la entrada y salida de la comunidad a los desplazamientos que no sean motivados y también cerrará los bares y restaurantes a partir del jueves y durante un periodo de 15 días.

Así lo ha anunciado Chivite en una rueda de prensa en la que ha explicado que se ha decidido adoptar estas nuevas restricciones que son "duras" teniendo en cuenta que "la evolución de los datos de Covid-19 no es la que nos gustaría".

"Nos anticipamos a las dos semanas de plazo que nos dimos en las últimas medidas para una mejora brusca y mucho más rápida para preservar el sistema su capacidad y evitar males mayores", se ha justificado la presidenta socialista.

Además del confinamiento perimetral de la Comunidad Foral y el cierre de bares y restaurantes, el Gobierno de Navarra también ha decidido adelantar el cierre a las 21 horas prácticamente en la totalidad de los establecimientos como locales comerciales minoristas o grandes superficies, además de todas las actividades deportivas y culturales.

En cuanto al transporte público, se reduce al 50% la capacidad máxima en el transporte urbano comarcal. Y en el ámbito privado, se restringe las reuniones a la unidad familiar y de convivencia, exceptuando a las personas que viven solas y a las que necesiten de especiales cuidados o atenciones.

Comenta esta noticia
Update CMP