25 de agosto de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Bienvenido al infierno: el PP afila armas para hacer la vida imposible a Sánchez

La bancada del PP en la oposición tiene 53 diputados más que la del PSOE.

La bancada del PP en la oposición tiene 53 diputados más que la del PSOE.

Los populares no van a dar ni una facilidad al nuevo presidente y al PSOE. Ni en el traspaso de poderes ni tampoco una vez que empiecen a gobernar. Harán una oposición feroz.

El Partido Popular vive a esta hora un cóctel de sentimientos. Incredulidad, tristeza, abatimiento, indignación y rabia, sobre todo rabia. 

La forma en la que Pedro Sánchez ha reunido el apoyo de 180 diputados de 8 partidos para desalojar a Mariano Rajoy de La Moncloa, injustamente -a su juicio- y en tiempo exprés, ha enrabietado a los populares, que ya preparan la venganza. 

El PP no va a dar ni una facilidad al nuevo presidente. Ni en el traspaso de poderes ni tampoco una vez que empiece a gobernar. Es más. Quieren convertir su mandato en un infierno, hacer una oposición feroz.

El jefe de Gabinete de Rajoy, José Luis Allón, insinuaba durante una conversación informal con periodistas una vez consumada la moción que si Sánchez ha decidido llegar de esa manera a La Moncloa, no esperen ni él ni los ministros entrantes demasiadas cortesías en el traspaso de carteras y competencias por parte de los salientes.

Pero lo peor está por venir. Y los socialistas lo saben, habida cuenta de la dureza de Rafael Hernando contra Pedro Sánchez en el cara a cara que ambos mantuvieron este viernes. "No sé qué tipo de oposición van a hacer ustedes, pero si es ésta están condenados a la irrelevancia", respondió el socialista. 

Lo primero serán los Presupuestos del PP con los que Sánchez pretende gobernar (condición que le puso el PNV para apoyar la moción). Toca que las cuentas públicas pasen por el Senado, y allí los populares tienen mayoría absoluta y la van a seguir teniendo.

Obviamente no tienen intención de tumbarlos y devolverlo al Congreso (son suyos), pero sí prevén introducir enmiendas y dilatar los tiempos lo máximo posible.

Ana Pastor seguirá presidiendo la Mesa del Congreso, donde el PP y Cs tienen mayoría absoluta

En la Mesa del Congreso, que es el órgano de gobierno de la Cámara, populares y Ciudadanos tienen la mayoría. De hecho Ana Pastor seguirá presidiéndola. Y ahí esperan a los socialistas para echar atrás proposiciones de ley, eternizar la tramitación de otras y forzar comparecencias en comisiones, por ejemplo.

Por no hablar del día a día de las comisiones y los plenos. Los populares llevan seis años y medio gobernando, así que sus diputados se conocen al dedillo los temas y las interioridades de cada ministerio en este tiempo. Y son 137, por los 84 del PSOE. De un grupo parlamentario socialista, además, que durante meses ha sido una especie de aldea gala en el PSOE de Sánchez. Aunque el poder una a todos ellos ahora.  

La venganza se sirve en plato frío, pero esta vez los populares no van a esperar y la empezarán a servir caliente. 

Comenta esta noticia
Update CMP