17 de septiembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Un histórico líder proetarra, detenido en Francia por montarla contra el G-7

Joseba Álvarez está en una comisaría de la localidad gala de Hendaya, donde en las próximas horas pasará a disposición judicial.

Joseba Álvarez es un miembro histórico de la izquierda abertzale. Formó parte de la Mesa Nacional de Herri Batasuna en los años del plomo, cuando los de Otegi y compañía aplaudían los crímenes de la banda terrorista ETA. No en vano, para Álvarez era un asunto familiar, pues su padre, el escritor José Luis Álvarez Emparantza, alias Txillardegi, fue uno de los fundadores de la banda asesina, que acabó con la vida de un millar de inocentes y sembró el dolor en miles de familias.

Salvo algunas estancias de meses en la cárcel, su apoyo al terrorismo le ha costado casi gratis a Joseba Álvarez. Por eso continúa con su activismo, en estos días,  en contra de la cumbre del G7 que se celebra este fin de semana en Biarritz, como miembro de la plataforma que se opone a su celebración 'G7EZ' (G7 Fuera). De hecho, ha sido detenido.

El histórico dirigente de la izquierda abertzale ha permanecido varias horas en dependencias policiales en Hendaya. Posteriormente fue puesto en libertad.

 

Detenido en un control

Álvarez ha sido arrestado sobre las tres de la madrugada de este domingo en un control realizado por la Policía francesa en la localidad vasco francesa de Urrugne, donde se encuentra un campamento de colectivos antiG7, según han informado a Europa Press fuentes de los organizadores de los actos de protesta contra el encuentro de las grandes potencias mundiales en Biarritz.

Al parecer, el histórico dirigente de la izquierda abertzale habría sido detenido anteriormente por organizar actos contra la cumbre y, por ello, tendría prohibido el paso a Francia. En todo caso, el ex miembro de la Mesa Nacional de Batasuna ha negado tener constancia de esta prohibición.

Joseba Álvarez participó ayer con total normalidad en la manifestación pacífica convocada por las plataformas Alternatives G7 y 'G7EZ!', que hizo un recorrido desde Hendaya a Irún, en la que participaron miles de personas bajo el lema 'No al G7, construyendo otro mundo'.

Este pasado sábado un total de 68 personas fueron detenidas en Baiona, de las que 38 han pasado la noche en dependencias policiales, por su supuesta participación en incidentes ocurridos con motivo de actos de protesta contra la cumbre.

 

Comenta esta noticia
Update CMP