27 de febrero de 2020 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Terelu pillada in fraganti: le leen los labios a través de un bar y se lía gorda

Terelu y su hija, pilladas a través de un cristal.

Terelu y su hija, pilladas a través de un cristal.

Menos mal que fue compañera y amiga del equipo del programa, que si llega a ser enemiga, a saber la que le podrían haber organizado los miembros del equipo de "Sálvame". Sin piedad.

Terelu Campos llegaba indignadísima a un local donde le esperaba su hija en la puerta. "¡Qué pesadilla!", decía a su entrada ante las preguntas de la prensa, cerraba la puerta de un portazo y no saludaba ni a su hija Alejandra, que segundos después le susurraba algo al oído.

Lo que no podía esperar Terelu es que, mientras estaba en la terraza, iban a seguir grabándole. Estaba junto a su hija y a otra persona, se le veía enfadada y, aunque no se le podía escuchar, sí se leían sus labios... y eso hicieron desde Sálvame. El enfado de la excolaboradora y excompañera del programa era evidente y parecía reprender a su hija con frases como: "H... es fuerte… ¡Anda! ¿sí? ¡No me digas! ¡No lo sabía!" o "Soy gili yo esa es la diferencia entre tú y yo". Alejandra parecía argumentar algo, pero cuando acababa su madre aplaudía y respondía con un irónico “¡Bravo!”.

 
La conversación cambiaba, parecía que la aludida era su hermana, Carmen Borrego, y el tema su madre. Ante esto, Alejandra volvió a decir algo pero Terelu respondió: “Vale, pero tú necesitas a mi madre”. Su hija replicó pero Terelu le pidió que estuviera tranquila haciéndole también un gesto con la mano.

Por si fuera poco, también habló de Bigote Arrocet: “Edmundo a mí qué c… me importa”. 

Comenta esta noticia
Update CMP