24 de octubre de 2020 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Ángel Garó vuelve al foco mediático: el susto que pudo costarle la vida

El humorista vuelve a primera línea de titulares aunque en el horizonte tiene una nueva cita que nada tiene que ver con lo laboral. Y no es para tomárselo a broma porque es cosa seria.

 

 

Corren buenos tiempos para Ángel Garó. Su reaparición en Veneno, la serie de éxito que se emite en Atresplayer Premium y que dirigen Los Javis (Javier Ambrossi y Javier Calvo), ha sido el punto de partida que necesitaba para llevar a cabo nuevos retos profesionales.

El más inmediato es el rodaje de La Valija, un cortometraje que rodará en el mismo palacete en el que vive frente al Teatro Cervantes de Málaga.

En tiempos en los que la cultura sufre las secuelas de una pandemia que aún no se ha superado, Garó no quiere parar, desea seguir adelante con este corto que dirige Miguel Becerra y con el que pretende rendir homenaje a quien durante años fue su mecenas y su maestro televiso Chicho Ibáñez Serrador.

La Valija es un corto de terror, me veréis en otro registro que no es el humor, sino el drama. Se lo dedico a Chicho que ya dejó su legado con Historias para no dormir, entre otras muchas cosas. Me hubiera gustado que me viera ahora, le recuerdo y le tengo muy presente, es una de las personas más importantes que han pasado por mi vida”.

Quince personas trabajarán en el rodaje que comienza el próximo 15 de octubre y que se alargará unos días “cumpliendo con todas las medidas preventivas y de seguridad para evitar contagios”, 
nos confirma Ángel. 

En este monólogo veremos a Garó luciendo un vestuario espectacular de Ángel Palazuelos, el diseñador fetiche del actor. Atrás queda el susto que estuvo a punto de costarle la vida al humorista el pasado mes de diciembre cuando ingresó de urgencia para ser operado de una apendicitis aguda con absceso.

ZAIBI fotógrafo.

El actor revestía un “cuadro digestivo de gravedad”, así rezaba en el informe hospitalario que trascendió y que ponía en vilo a sus fans y al público que tan fiel le ha sido en las últimas tres décadas.

Recordemos que el humorista debutó en 1985 en televisión en el programa Pero ¿esto qué es?, aunque fue en 1991 cuando Garó comenzó a saborear la popularidad en 1,2,3, responda otra
vez, Chicho Ibáñez Serrador le fichó y allí pudimos verle cada semana durante varios años.

Su amistad con Chicho se fraguó en ese concurso y ahora Ángel Garó quiere rendirle homenaje a su
maestro a quien quiere y admira. 

Cuando habla de su colaboración en Veneno se le ilumina la cara: “Trabajar con Los Javis ha sido una experiencia inolvidable, ellos han sabido sacar de mi la parte dramática que aún no había cultivado porque siempre he hecho comedia. Ya estamos hablando de nuevos proyectos juntos. Les admiro por su talento y por lo fácil que te lo ponen todo”.

Ángel Garó tendrá que enfrentarse a otros planes más delicados una vez finalizado el rodaje. El actor pasará de nuevo por quirófano para ser intervenido de una hernia que viene sufriendo desde hace
meses: “Son secuelas de la operación de apendicitis aguda que sufrí en diciembre, debería haber hecho más reposo, no me he cuidado, me molesta y estoy deseando operarme. Además, de
paso me arreglaré la cicatriz que al operarme de urgencias me dejaron y que parece el bocado de un tiburón”, comenta bromeando.

Comenta esta noticia