24 de noviembre de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Los 5 mejores momentos de Sergio Ramos en sus 176 partidos con España

Sergio Ramos recibió el pasado año el Brazalete de Oro por parte de la Federación.

Sergio Ramos recibió el pasado año el Brazalete de Oro por parte de la Federación.

Después de batir al mítico Buffon, y si todo va normal, Sergio Ramos jugará mañana ante Suiza su partido 177 con España, más que nadie en ninguna selección europea.

El pasado miércoles se disputó uno de los «amistosos» de la vigente fecha FIFA entre España y los Países Bajos, en el que más allá de la espectacular imagen que dejaron ambas selecciones en el terreno de juego, se destacó un hecho histórico para el deporte español: Sergio Ramos se convirtió, junto a Gianluigi Buffon, en el futbolista europeo con más participaciones internacionales con su país.

El andaluz debutó con la selección absoluta de La Roja en El Helmántico de Salamanca, después de ser llamado por Luis Aragonés el 26 de marzo de 2005 y, con tan solo 18 años y siendo aún jugador del Sevilla, marcaría un antes y un después en la zaga defensiva española los siguientes 15 años.


En honor a lo que ha sido su nueva marca como internacional, y a la espera de que mañana ante Suiza dispute el 177, te traemos un breve recuento de los mejores momentos que han marcado la historia de Ramos en sus 176 partidos con la selección.


Primer gol a los 7 meses de su debut (2005)

El mismo año que es llamado por Luis Aragonés, tan solo 6 meses después, el zaguero marcaría el primero de sus 22 goles con la selección española ante una débil San Marino. Después de un centro «a medias» de Fernando Torres y un desvío de cabeza, el balón cayó en los pies del andaluz que remató al cuerpo del portero.Después del rebote y adelantándose a un posible intento de gol del capitán Raúl González, volvería a disparar pero esta vez acertando y obteniendo su primera diana con La Roja, en un flojo encuentro que terminaría 6 goles a 0.


Boleto a la Euro en tierras danesas (2007)

Nos remontamos al año 2007, donde fue logrado en Dinamarca, posiblemente, uno de los goles más hermosos en elaboración en toda la historia del fútbol español. Después de un minuto y 15 segundos de posesión, 65 toques y 27 pases, el balón llegaba a los pies de Tamudo, quien sería el encargado de dar el pase final al lateral andaluz.

Ramos, después de una galopada impresionante, se plantaría cara a cara con el portero danés a quien le «pincharía» el balón por encima de la cabeza para dar punto final a semejante obra de arte y marcar así el 1-3 que daba el pase a la Eurocopa de Austria y Suiza del año siguiente. Muchos afirman que fue en este encuentro nació el Tiki Taka que tanto caracterizó a La Roja.

 

De capitán merengue a capitán de la absoluta (2016)

Habría que remontarse a los amistosos de preparación para el Mundial de Sudáfrica 2010 para recordar la primera vez que Sergio usó el brazalete de capitán. Fue en un partido ante la selección de Corea y solo fue posible porque Iker Casillas no disputó aquel encuentro. Pasados 6 años de ese momento y ya siendo el capitán del Real Madrid, en 2016, Ramos se convirtió en el capitán absoluto de la selección española, ya que Casillas no entraría más en las convocatorias de La Roja y por ende, el andaluz quedaba como líder indiscutible del primer equipo ante sus compañeros y entrenadores.


Eurocopas seguidas y penalti a lo Panenka (2008-2012)

Después de haberse coronado Campeón de Europa en la victoria 1-0 ante Alemania con gol de Fernando Torres en 2008 y del Mundo en 2010 gracias al gol de Don Andrés Iniesta, llegaría en la Eurocopa de Polonia y Ucrania en 2012, un momento más que decisivo en su carrera.

Después de fallar en la tanda de penaltis ante el Bayern Múnich en las semifinales de la Champions League y quedar a un paso de su primera final en esa competición, volvería a estar a 12 pasos del arco rival, pero esta vez ante la selección de Cristiano Ronaldo en los cuartos de final de la Euro.

Tomaría entonces distancia y con un leve trote golpeaba aquel balón que con suavidad y sutileza entraría al arco custodiado por Rui Patrício, «callando» las miles de bocas que lo criticaron en el pasado y dejando un sello de liderazgo y personalidad en un torneo que terminaría consiguiendo España de manera consecutiva.



Campeón del Mundo en Sudáfrica (2010)

Y por último, el más bonito de los recuerdos que cada español amante del deporte tiene en su mente. Después de una sufrida victoria 1-0 ante los alemanes con gol de Carles Puyol en semifinales, vendría una lucha de 120 minutos ante La Naranja Mecánica, en el que marcados 116 minutos de la prórroga, vendría un derechazo de Iniesta para «tatuar» en la historia española su primer título como campeón de la Copa Mundial de Fútbol de la FIFA. 

Este no solo es el mejor momento por lejos de Sergio Ramos en su carrera, sino el de sus compañeros, entrenadores, familiares y de los más de 47 millones de españoles que vieron el partido.

 

 

Comenta esta noticia
Update CMP