14 de octubre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

C's, PP y PSC exhiben la fortaleza de la alianza constitucional de cara al 21-D

"Se catalán un orgullo, español un honor", rezaban algunas pancartas.

"Se catalán un orgullo, español un honor", rezaban algunas pancartas.

"Ahora sí votaremos", "ser catalán, un orgullo; ser español, un honor". Los lemas de la Cataluña constitucional y estatutaria culminaron una masiva marcha en contra de la DUI.

Sociedad Civil Catalana se vio este domingo, de nuevo, desbordada. La entidad cifró en 1.100.000 personas la asistencia a su manifestación contra la declaración de independencia, una cifra similar a la que ya logró reunir el pasado 8 de octubre, en la que fue la más masiva marcha de la Cataluña constitucional. 

Tras finalizar el recorrido, que transcurrió bajo el lema "Tots som Catalunya. Per la convivència, seny!" (Todos somos Cataluña. Por la convivencia, sentido común!), lo ha anunció un representante de la entidad cuando la cabecera de la marcha ha llegado al escenario instalado en el cruce del Paseo de Gracia con la Gran Via. "Somos más de un millón", se clamó al culminar la manifestación. La cifra final, según SCC: 1.300.000 personas.

A lo largo del recorrido, los manifestantes corearon lemas como "Ahora sí vamos a votar" o "Votaremos" -el empleado por el independentismo en vísperas del 1-O-, y muchos entonaron el que viva España de Manolo EscobarMediterráneo de Joan Manuel Serrat.

Una gran señera ondeó a lo largo del recorrido entre el Paseo de Gracia y la Gran Vía.

Tras la marcha, dos exministros catalanes del PSOE y PP, Josep Borrell y Josep Piqué, pronunciaron los discursos de cierre, junto al filósofo Félix Ovejero y al exlíder de Partido Comunista, Francisco Frutos.

"Tenemos que conseguir que el futuro de Cataluña no sea coaccionado", advirtió Piqué.

"Os vengo a hablar en nombre de la convivencia. Del respeto a todos. Soy un botifler, un traidor contra el racismo identitario", denunció sobre el independentismo Frutos.

Y Borrell se felicitó por la masiva asistencia: "No pensaba veros tan pronto. Y hoy sois más", clamó. "El bosque del otoño tenía los mismos colores que hoy veo aquí. Juntos. Representando la unidad de España y Cataluña", enfatizó entre grandes ovaciones de los manifestantes.

"Estoy aquí -añadió- por he escuchado a Puigdemont decir que habla en nombre del pueblo de Cataluña". Pero, advirtió después, "Puigdemont puede hablar de una parte del pueblo de Cataluña".

"Estamos en un momento tremendamente difícil y peligroso. Este es un momento donde todos tenemos que tener serenidad. Espero que la justicia haga rápido su trabajo y pida responsabilidad a todos los que están haciendo este daño a Cataluña", apostilló Borrell. "Tenemos una oportunidad el 21D. Esta vez nadie se quedará en su casa", vaticinó.

Mismo argumento que utilizó Álex Ramos, vicepresidente de SCC: "Ha llegado a hora de la cultura del acuerdo y el primer paso es hacerlo aquí en Cataluña. Ahora tenemos una gran oportunidad en las elecciones del 21 de diciembre".

Comenta esta noticia
Update CMP