03 de diciembre de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

El Giro “descafeinado” que puede ser la carrera más bonita de este año

El último campeón del Giro, Richard Carapaz, cambió Movistar por Inneos y no repetirá en la carrera italiana.

El último campeón del Giro, Richard Carapaz, cambió Movistar por Inneos y no repetirá en la carrera italiana.

Nos espera una carrera con 3 contrarrelojes, montaña desde el tercer día (se sube el Monte Etna), y una tercera semana verdaderamente infernal.

Sin tiempo apenas para recuperarnos del Mundial y del Tour llega este sábado el Giro de Italia, una prueba que este año cambiará muchas cosas y que ha sido la gran perdedora en el nuevo calendario obligado por el coronavirus. No solo es víctima de su ubicación en otoño, sino que además todos los equipos han guardado su artillería pesada para el Tour, ante la incertidumbre de qué la ronda italiana llegase tan siquiera a realizarse.

Sin embargo, octubre ya está aquí y, a pesar de algunas suspensiones como la de la clásica holandesa Amstel Gold Race, el calendario ciclista se está cumpliendo con relativa normalidad. Contra todo pronóstico, el Tour se completó sin corredores afectados y apenas alguna figura, como el kazajo Lutsenko, se ha visto afectada por el coronavirus.

Pero esto, claro, no se podía saber a finales de agosto, y muchos directores movilizaron a sus mejores hombres para el Tour, aun estando algunos fuera de forma o con la preparación más atrasada. Es el caso, por ejemplo del español Marc Soler, ciclista de Movistar, en principio designado como líder para el Giro y enrolado a última hora en las filas del equipo para el Tour. El catalán no brilló a gran altura en el Tour y ahora no estará en la cita transalpina.


No es el único caso, claro. La 103 edición del Giro de Italia presenta el cartel más “descafeinado” que se recuerda en lo que llevamos de siglo. Van algunas estrellas, sí, pero no lo hacen arropadas por fuertes equipos, como lo hicieron Roglic o Bernal en el Tour. Han gastado ya sus mejores hombres en la ronda gala.

Así, en el poderosísimo Jumbo que anuló a todos en el Tour es de la partida Steven Kruijswick, ciclista muy capaz de ganar el Giro, pero no tendrá un equipazo que le destroce la carrera y le suba acompañado a 300 metros de meta como tenía su compañero Roglic. Y lo mismo le pasa a Geraint Thomas en Ineos, donde de la escuadra del Tour solo repite el español Jonathan Castroviejo.           

Con todo, hay un puñado de estrellas en la ronda italiana. Vincenzo Nibali, Jakob Fulgsang, Geraint Thomas, Steven Kruijswick, Simon Yates o Rafal Majka serán de la partida. Grandes corredores que ya han ganado Tour, Giro y Vuelta o han estado a punto de hacerlo. Pero lo hacen, y ahí está la belleza del asunto, sin equipos potentes capaces anular una carrera como el Jumbo o el Ineos de los últimos años.

Según las casas de apuestas, el favorito número uno es el galés Geraint Thomas. Cierto que le puede meter un porrón de minutos a los otros candidatos en contrarreloj, pero luego hay que defenderlo en la montaña, y sin un equipo que controle se te puede hacer muy largo todo.  Yates, Fulgsang y Kruijswick son especialistas en tener un mal día, y Nibali ya va estando entrado en añitos. Sobre la mesa, igualdad e incertidumbre.


Así que el Giro puede ser más interesante que nunca. Nos espera una carrera con 3 contrarrelojes, montaña desde el tercer día (se sube el Monte Etna), y una tercera semana verdaderamente infernal con etapas que rondan o superan los 200 kilómetros y puertos de la entidad del Stelvio, Sestriere o Madonna di Campiglio.

Todo con una estampa inédita hasta la fecha. Si los puertos de la tercera semana se pueden subir (ojo a los temporales de nieve), veremos estampas otoñales de inusitada belleza en los Alpes y los Dolomitas. Porque sí, el mundo es bello en primavera, pero unos montañones de tal calibre entremezclando dorados y verdes pueden ser oro puro para cualquier fotógrafo  acreditado en la carrera.

 

Y es que si algo saben los italianos es promocionarse. De muestra este video que está arrasando en las redes sociales, con el que la cadena italiana RAI promociona la prueba. En él se ve a Vincenzo Nibali subiendo una montaña y encontrándose con los mejores ciclistas del historia del Giro: Mercxk, Anquetil, Indurain, Pantani, Binda y hasta el momento mágico en el que Fausto Coppi le alcanzó un bidón a su archienemigo Gino Bartali. Una auténtica maravilla.

 

Comenta esta noticia
Update CMP