21 de septiembre de 2019 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Emilio Rodríguez Menéndez se une a la guerra contra Belén Esteban

El abogado defenderá los intereses del biógrafo de Belén Esteban

El abogado defenderá los intereses del biógrafo de Belén Esteban

El hombre más buscado de los últimos tiempos se ha atrincherado en los brazos jurídicos de un viejo conocido. Una unión profesional que deja claro cuál es el perfil de la situación.

El asunto entre Belén Esteban y su biógrafo promete nuevos y jugosos capítulos. Y es que ahora, Julián Fernández Cruz, ha decidido que va a proteger su derecho al honor vía demandas. El encargado de defenderle en los tribunales será Emilio Rodríguez Menéndez, muy cuestionado por sus actuaciones. El letrado incursionó en la prensa del corazón a través de una revista que era puro libelo. Historias para olvidar. 

Julián y Rodríguez Menéndez acordaron que el primero escribiría la biografía del segundo. El asunto no llegó a buen puerto y el abogado quedó a deber al escritor el trabajo hecho. Así las cosas, tras el tsunami mediático que se ha organizado con Belén, y viendo Fernández Cruz que su nombre es ampliamente difundido en los medios, quiere que Emilio tome las medidas legales oportunas para defender su derecho al honor. 

El biógrafo de la colaboradora cree que el mundo se ha puesto en su contra y arremete contra diestro y siniestro

Lejos de analizar la situación con calma y adoptar otra estrategia tras escuchar las declaraciones de David Camacho donde decía que no iba a pedir prueba de paternidad alguna, Julián se lanza más en tromba, si cabe, y se dedica a atizar a diestro y siniestro. Especialmente a aquellos que asegura no han entendido su mensaje. Tiene tal lío que se siente víctima de una caza de brujas. Cree que el mundo se ha puesto de parte de Belén Esteban y que van a por él, de ahí sus expresiones verbales y escritas en redes sociales y medios de comunicación que le dan cabida. Y, mientras tanto, sus más allegados sufren al ver lo equivocado de su actitud. Les gustaría que se tomara un respiro y abandonara esta estrategia de enfrentamiento, que se serenara y dejar de echar más leña al fuego de una polémica que solo le perjudica tras quedarse sin el apoyo del que se suponía su principal valedor, David Camacho, quien, por cierto, no es la primera vez que vende la misma burra sobre el test de ADN. 

Sin duda, la aparición en escena de Emilio Rodríguez Menéndez no pinta bien y puede hacer mella en la imagen pública del biógrafo de Belén Esteban. El letrado es conocido por sus montajes, como cuando aseguró que había encontrado a Antonio Anglés, aquel delincuente de poca monta al que buscaba la policía como uno de los autores materiales del crimen de Alcasser. Pues bien, el abogado aseguró haber localizado al principal sospechoso. Tiempo después reconocería que “contrató los servicios de un modelo argentino en 1997 para que éste se hiciera pasar por el desaparecido Antonio Anglés en unas fotografías tomadas supuestamente en Brasil”, según publicó El mercantil valenciano. Más recientemente, el año pasado, Emilio fue denunciado por estafar 120.000 euros. Gente con gente. Pasen y vean, bienvenidos al show. 

Comenta esta noticia
Update CMP